¿Sabías que morderse las uñas constantemente puede ser la manifestación de un problema de fondo?

Se puede dar en niños, adolescentes y adultos con ansiedad y niveles altos de estrés. ¡Atención!

Ante cualquier problema social o de conducta, es bueno llevar al niño o joven a un psicólogo.

Ante cualquier problema social o de conducta, es bueno llevar al niño o joven a un psicólogo.

Ante cualquier problema social o de conducta, es bueno llevar al niño o joven a un psicólogo.

Más sobre:

Salud,

Estrés

El acto de morderse las uñas, en los niños, va más allá de una simple manía. Es el síntoma de muchas causas que podrían estar afectando el buen desempeño físico y mental. 

La psicoterapeuta de niños y adolescentes Janet Oliveros explica que en niños puede ser la llegada de un hermano menor, la separación de los padres, problemas en el colegio, el fallecimiento de un ser querido o una forma de llamar la atención de sus progenitores.

“En un adolescente puede ser el signo de un trastorno ansioso, mostrándose como una manifestación fisiológica ante una situación de tensión, angustia y estrés como puede ser dar un examen o exposición”, dice. Es más, agrega que las personas que sufren de este trastorno no solo se muerden las uñas también se las comen, o en algunos casos se quitan las cutículas llegando al punto de causarse heridas.

Atención padres: ¿Por qué los niños se comen las uñas?

Atención padres: ¿Por qué los niños se comen las uñas?

“Lamentablemente las personas que tienen estas heridas y callos en los dedos aumentan su inseguridad, ya que se avergüenzan de mostrar sus manos a los demás, afectando su vida social”, señala Oliveros.

SABÍAS QUE…

* Existe la tendencia que cuando los padres son ansiosos, generalmente uno de sus hijos también lo es.

* Ante cualquier problema social o de conducta, es bueno llevar al niño o joven a un psicólogo.

Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.