El ‘Ray Sepúlveda’ está determinado a sentar cabeza (¡al fin!)

El Bombardero te trae la verídica de los protagonistas de la pelotita dentro y fuera de la cancha.

El “Bombardero” te cuenta las últimas de los deportistas peruanos.

El “Bombardero” te cuenta las últimas de los deportistas peruanos.

El “Bombardero” te cuenta las últimas de los deportistas peruanos.

Del saque somos carnecita... Se me cayó el ‘Pitbull’. El jueves en la noche llegó en un ‘Meche’ deportivo a la calle Enrique Palacios, en Miraflores. Bajó acompañado de una ‘chata’ caderona y se internaron en un local donde venden hamburguesas. Muy caballerito se fue a pedir y la dejó a su ‘geba’ en la mesa. Se puso a florear a la cajera, le hizo bromas, pero la chica no cayó y le gritó que no deje sola a su enamorada. Así como te arañas cuando la trampa hace ojitos con otro, tampoco te malees. Rexuxa...

Ya me contaron que el ‘clon’ de la ‘Hiena’ está caminando nuevamente por Barrios Altos. Es una muchachita que está en bastante y el pelotero siempre la patrulla. Otras veces la manda a recoger con un causa y se van a pasar unas buenas horas por Surco. Es que tiene familiares en esa zona y allí se siente protegido. Curuju...

El ‘Ray Sepúlveda’ está decidido a sentar cabeza. Una de las primeras muestras de su gran cambio es que volvió con su flaca. La chica es del Rímac y ya hace dos partidos que la lleva a la tribuna y se va a todos lados con ella y bien agarraditos de la mano. Perfecto, con tranquilidad emocional seguirá creciendo en la cancha. Así es...

El ‘Cabezón’ que jugó un mundial recién ha recuperado su ‘nave’. Se la había chocado un patrullero y por eso tuvo que mandarla al taller. Saliendo del estadio ‘Alberto Gallardo’, después de comentar un partido, se la quiñaron, pero ya le pagaron toda la reparación. Asu ma’re...

La firme que el ‘Abramovich del norte’ debe buscar a alguien que lo asesore. Ayer, en la conferencia de prensa, se apareció sin correa. No cuida la imagen. Pero aún así, hay una chata que le hace caso porque lo sigue a donde sea por las monedas. Y no va a ser... Me voy, soy fuga.