Maju Mantilla y Mendocha

El fotógrafo Gary cuenta y el sueño de peruana Miss Mundo

La Seño María

La Seño María

La Seño María

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por su gigantesca papa rellena con arrocito blanco y cebollita con rocotito molido. Para calmar la sed, pidió una jarrita de agua de cocona. “María, llegó a la Redacción, mi amigo, el gran periodista y marketero ayacuchano, Malcom Mendocha. ‘Gary, durante el certamen Miss Venezuela, en el majestuoso Poliedro de Caracas, tuve un sueño: ver con el cetro mundial a una peruana.

Por eso, salté de alegría cuando en China nuestra bella trujillana, Maju Mantilla, ¡fue coronada Miss Mundo! Cuando llegó al Perú, no lo pensé dos veces y corrí al aeropuerto a recibirla. Muy amablemente me declaró: ‘El título va dedicado a las hermosas y guerreras mujeres peruanas’.

En Palacio de Gobierno quedé extasiado por su rostro angelical y delicada piel. Con reverencia, me empiné y le estampé un besito. Sonrió y evocó: ‘Estuve iluminada por mi tía, también reina norteña’. Luego, agradeció con calidez al personal de servicio. Así entendí sus estudios de Educación en la Universidad de Trujillo.
El esmero de mamá Elvia le formó una delineada figura. Y el deporte la convirtió en campeona nacional de Triatlón.

De regreso de Miami soltó algunos secretitos: ‘Tomo un vaso con agua al despertarme. Un poquito de rubor y listo. Cuidarse no es frivolidad’.

Cuenta papá Olmedo que de niña ‘le picaban los pies’ para bailar marinera. Suertudos los ‘charapas’, que bailaron con ella sin zapatos en la plaza de armas de Iquitos.

Se le cumplió un anhelo. Entrevistar a su ídolo Juan Luis Guerra, quien le dedicó ‘Bendita tu luz’, y se llenó de espiritualidad.
Encandiló en favor social. Regaló una divertida secuencia ¡en plumas y lentejuelas!, imitando a Daniela Romo. Ayudando a la niñez en Indonesia, no importó el idioma, sino el lenguaje del corazón.

Edificó un matrimonio bien constituido, amando a su esposo Gustavo y fue bendecida con una parejita. Vive un momento de esplendor, buscando armonía familiar a través de las pantallas de América TV’”. Pucha, el señor Malcom siempre aparece en la foto acompañado de grandes personalidades. Me voy, cuídense.