Zoraida Ávalos respalda acuerdo con Odebrecht en el que siga contratando en Perú

Estos son los 8 tipos de empleados que encontrarás en una empresa: ¿te identificas con alguno?

Las diferentes personalidades de los trabajadores hacen que el ambiente laboral en una empresa sea productivo o negativo

Trabajadores

En una organización existe todo tipo de trabajadores, dependiendo de sus personalidades. (Foto: Freepik)

En una organización existe todo tipo de trabajadores, dependiendo de sus personalidades. (Foto: Freepik)

Así como en la vida diaria, en el entorno laboral nos encontramos con muchas personas con diferentes formas de ser y hacer las cosas. Y aunque es normal estar rodeados de diversas personalidades, lo que se debe hacer es canalizar esas habilidades y conocimientos para el logro de objetivos comunes.

Identificar qué tipos de colaboradores se tienen en la empresa es necesario para direccionar sus capacidades y elevar la productividad; por tal motivo, el portal Entrepreneur dio a conocer los ocho tipos de empleados que más se encuentran en una compañía.

1. El eficiente

Es el tipo de colaborador ideal. Son inteligentes, dispuestos, tienen habilidades para resolver problemas, saben cuándo hacer las cosas que se les ha solicitado, se comunican bien, son leales e íntegros.

Trabajador

En un equipo de trabajo es necesario entender la personalidad de todos los compañeros. (Foto: Pixabay)

En un equipo de trabajo es necesario entender la personalidad de todos los compañeros. (Foto: Pixabay)

En un equipo de trabajo es necesario entender la personalidad de todos los compañeros. (Foto: Pixabay)

2. El dispuesto

Es el que dice “sí” a toda petición y que jamás se negará a realizar una actividad, incluso si esta demande horas extras. A raíz de que es una persona que nunca rechaza nada, se puede saturar y hacer un trabajo de una forma que no esperaba o no realizarla por la carga laboral que tiene.

3. El multitask

Es el trabajador que puede realizar varias tareas a la vez sin perder la concentración y entregando buenos resultados. Pero si se abusa de su calidad, se corre el riesgo de cansarlo y, a largo plazo, de disminuir su productividad.

4. El líder

Al ser una persona que dirige un equipo de trabajo, las empresas deben enfocarse en su potencial y verlo como un aliado para cumplir los objetivos del negocio. A él le gusta superar desafíos laborales y tienen un alto sentido de la innovación, demostrando compromiso y responsabilidad.

Trabajador

Hay quienes tienen habilidades para dirigir equipos. (Foto: Freepik)

Hay quienes tienen habilidades para dirigir equipos. (Foto: Freepik)

Hay quienes tienen habilidades para dirigir equipos. (Foto: Freepik)

5. El despistado

Es el colaborador que fácilmente pierde la concentración. Debido a ello, su rendimiento es bajo y puede convertirse en un problema que afectará los intereses de la empresa.

6. El problemático

Este tipo de colaborador jamás debe estar en una organización porque crea un ambiente hostil. Desde el principio muestra poca predisposición para hacer las cosas. Es desorganizado, manipulador y desafiante.

7. El seductor

Es el o la colaboradora que siempre muestra una actitud provocadora, sintiéndose el galán o la seductora de la empresa. Antes que se presente este tipo de trabajador, debe ponerse un límite en los códigos de conducta o vestimenta.

Trabajador

Si un equipo funciona bien, los resultados serán óptimos. (Foto: Freepik)

Si un equipo funciona bien, los resultados serán óptimos. (Foto: Freepik)

Si un equipo funciona bien, los resultados serán óptimos. (Foto: Freepik)

8. El flojo

Es el típico empleado que no realiza sus actividades a tiempo y si las realiza, las hace por cumplir. Siempre muestra poca o nula disposición y necesita constante supervisión, además de ser impuntuales; por lo que se debe evitar tenerlas, pues pueden contagiar ese espíritu al resto o absorber el tiempo de los demás.

Cargando siguiente contenido

Portada