<a href=""></a>

Personal de la Policía intervino a un sujeto identificado como José Luis Rojas por hacerse pasar como médico para engañar a sus víctimas y aprovecharse de ellas sexualmente. La detención se dio antes de que pudiera atacar a su última víctima gracias que ella lo alertó a una amiga suya. El supuesto consultorio del sujeto está ubicado en la calle Santa Teresa del distrito de Ate.

Según narró la amiga de la víctima a Latina, Rojas había colocado un anuncio de trabajo en redes sociales, al cual asistió su amiga. Sin embargo, una vez en el lugar el sujeto le dio una bebida que la mareó. Ambas han mantenido el anonimato.

“Me envió un mensaje diciendo que se sentía mal y que vaya a ayudarla de manera urgente. En ese momento salgo y busca ayuda de la policía”, afirmó al mencionado medio.

Gregorio Villalón, jefe de la Divpol de Lima 2, indicó que el Rojas tiene antecedentes por delitos similares, así como por ejercicio ilegal de la profesión de médico sin contar con licencia. Entre las denuncias en su contra figura una violación a una menor de edad.

Además, Lucio Farfán, perito del Ministerio Público, indicó que el hombre colocó en la bebida de la mujer un fármaco que altera el sistema nervioso y que no pueda responder a los estímulos.