Hay que saber implementar una mochila de emergencia para los adultos mayores.
Hay que saber implementar una mochila de emergencia para los adultos mayores.

Ante la posibilidad de que ocurra un sismo o desastre natural en cualquier momento, ya que el Perú se encuentra en el Cinturón de Fuego del Pacífico, el Seguro Social de Salud () te recuerda tener preparadas las mochilas de emergencia, sobre todo una diseñada para los adultos mayores, quienes son los más propensos a presentar algún problema de salud en esta clase de situaciones.

La doctora Karen León, médico geriatra de EsSalud, precisó que lo más importante al armar una mochila de emergencia es el botiquín de primeros auxilios. En este caso, debe contener elementos que ayuden a estabilizar y controlar la salud del adulto mayor.

LEE: Educación: Se viene ‘Expoeducacional’ (feria virtual de orientación vocacional)

En ese sentido, debe llevar la medicación de acuerdo a la enfermedad crónica que presente como hipertensión, diabetes o enfermedades pulmonares. Estas deben ordenarse en un pastillero diferenciando el tipo de medicación y los horarios de consumo.

Del mismo modo, el familiar deberá incluir un tensiómetro y glucómetro para controlar la presión y tener la medida de la glucosa, lo cual permitirá actuar oportunamente evitando una crisis o descompensación.

“Como estamos en pandemia, es importante incluir en el botiquín un termómetro y un pulsioxímetro para medir el nivel de saturación de oxígeno o un posible signo de Covid-19, ya que nuestros adultos mayores son los más vulnerables al contagio”, recomendó.

OTROS ARTÍCULOS

Otros artículos que no deben faltar son las mascarillas, vendas, pañales, alcohol líquido o en gel y se debe considerar un inhalador para controlar algún proceso respiratorio. Cabe indicar que la medicación que se lleva en el botiquín debe estar prescrita por el médico tratante.

Además, otros elementos que se deben considerar en la mochila de emergencia son los alimentos no perecibles y agua. Esta última es muy importante porque los adultos mayores se deshidratan con facilidad y podría generar una descompensación.

Se deben incluir productos enlatados fáciles de llevar y utilizar como son cereales, frutos secos y barras de chocolate que brindan calorías y proteínas, sobre todo en tiempos de desastres.

Para tener mayor información del adulto mayor, deberá portar su documento de identidad (DNI) y una agenda con los contactos más importantes, sobre todo del cuidador principal que conoce más su estado físico y de salud.

También se deben incluir los útiles de aseo para mantener una buena higiene y prevenir infecciones, una manta o ropa de abrigo y gorro para los cambios bruscos de temperatura, ya que los adultos mayores son los más vulnerables a sufrir de hipotermia a pesar de días soleados.

Finalmente, tener a la mano una linterna a pilas, una radio para mantenerse informado y un silbato que ayudará a socorrer rápidamente al adulto mayor ante alguna emergencia.

TAMBIÉN: Gobierno: Critican gastos que hace oficina de la primera dama Lilia Paredes