Autoridades bolivianas dieron duro golpe a las mafias de contrabando de cigarrillos ilegales. Mercadería iba a ser traída a nuestro país.
Autoridades bolivianas dieron duro golpe a las mafias de contrabando de cigarrillos ilegales. Mercadería iba a ser traída a nuestro país.

Un duro golpe al contrabando frustró el ingreso de un gran cargamento de cigarrillos ilícitos por la frontera con Bolivia.  A pocos días de las fiestas de Navidad y Año Nuevo, agentes de Aduanas de Bolivia intervinieron un camión cargado con más de 10 millones de cigarrillos paraguayos. La mercancía ilegal iba a ingresar a nuestro país.

En un operativo denominado “Plan del Sur”, que se realizó en la carretera a Potosí, la Aduana de Bolivia decomisó al camión en la localidad de San Antonio. En el vehículo de placa de control 2180-YIF, se hallaron cientos de cajas de cigarrillos valorizados en más de 500 mil pesos bolivianos, que equivale a más de 275 mil soles.

Los agentes refirieron que dos personas llevaban el producto ilícito con documentos que indicaban que se trataba de arroz y fideos.

El camión era escoltado por una pareja de “loros”, que son los informantes de los contrabandistas.

La rápida llegada de técnicos del Control Operativo Aduanero evitó la fuga del conductor y su acompañante.

El gerente regional de la Aduana de Potosí, Alex Yamil Mamani, informó que para camuflar la mercancía ilegal, el conductor del camión tenía documentos de importación de otro tipo de mercancía, como arroz y fideo.

“Esta mercancía ingresó de forma disgregada, es decir, poco a poco hasta reunirlos en un lugar, pero no pudo evadir los controles de Aduana”, explicó el gerente.

Aclaró que para que esta mercancía sea legal, cada cajetilla desde su impresión original debe incluir datos como el país de fabricación, nombre del productor e importador.

Entre el 1 de enero al 15 de diciembre 2022, la Aduana Nacional de Bolivia realizó 14.282 operativos de control en todo el país del altiplano. Incautó, además, mercancía de contrabando valorado en más de 695 millones de pesos bolivianos.