La marinera la ayudó a ser más disciplinada, responsable y constante. Fotos: Trome.
La marinera la ayudó a ser más disciplinada, responsable y constante. Fotos: Trome.

Bailando una elegante y delicada marinera encontramos a Sami Quispe Pitoy en el Centro Cultural de . Esta niña de 10 años empezó a practicar esta danza norteña en el 2014 y desde entonces no ha parado. En algún momento quiso tirar la toalla porque sintió la presión de la práctica y constancia, pero no lo hizo. En el camino descubrió que era una de sus más grandes pasiones. Hablamos con su mamá Soraya Pitoy.

TE PUEDE INTERESAR: Talentoso jovencito chalaco, de solo 17 años, la rompió en examen de admisión a la UNI

¿Cómo decide inscribir a Sami en un taller de marinera?

Siempre me gustó la marinera, bailaba con mi hijita. Pero no sabíamos los pasos, solo tratábamos de imitar lo que veíamos en la tele. Por eso, un día me animé a inscribirla en un taller de verano. Ella solo tenía 3 añitos (se pone nostálgica).

¿Desde el inicio destacó su pequeña?

Sí, ella se divertía mucho en las clases. Además, la marinera la ayudó a ser más disciplinada, responsable y constante. Aunque por un momento quiso dejarlo.

MIRA: ‘Reviven’ a Miguel Grau, Francisco Bolognesi y José Quiñones en asombrosas esculturas hiperrealistas

¿Y qué hizo?

Hablé con ella y le dije que iba a respetar su decisión, que siempre iba a apoyarla. Al final, ella misma decidió continuar porque descubrió que era una de sus pasiones.

¿Ha participado en varias competencias?

Sí, ha bailado en varios concursos, en distritos como San Juan de Lurigancho, Ate y Callao. Yo la llevo y siempre me preocupo por su vestuario y cualquier cosa que pueda necesitar.

Sami ganó el XXX Concurso Nacional de Marinera Norteña 2019, en su categoría. Fotos: Trome.
Sami ganó el XXX Concurso Nacional de Marinera Norteña 2019, en su categoría. Fotos: Trome.

¿Ganó alguno de ellos?

Sí, ganó el XXX Concurso Nacional de Marinera Norteña 2019, en su categoría. Nos emocionamos por el triunfo, era una forma de reconocer todo su trabajo, esfuerzo y dedicación porque fueron muchas horas de práctica.

¿Durante la pandemia siguió con las clases de marinera?

Las clases eran online, además nos ayudábamos viendo videos en YouTube. Ahora ya son presenciales.

¿Su hijita tiene un sueño en especial?

Sí, ella siempre me dice: ‘Mamá, quiero ir al Mundial de Marinera Norteña’. La apoyaré para que cumpla esta meta.

Sami también es deportista…

Le gusta el deporte, en especial el atletismo. Hemos participado en las maratones de NatGeo, Samsung y Adidas. También hace trekking (caminata) con su papá.

¿Cómo es su hijita?

Es muy juguetona, alegre, amable y muy comprometida con todo lo que hace.

MÁS INFORMACIÓN: