El joven Marco Enrique Chumbemune Vásquez (24), fue asesinado a balazos por delincuentes armados que le robaron su moto lineal nueva. (foto: Joseph Ángeles/GEC)
El joven Marco Enrique Chumbemune Vásquez (24), fue asesinado a balazos por delincuentes armados que le robaron su moto lineal nueva. (foto: Joseph Ángeles/GEC)

Dentro de su vivienda, el joven Marco Enrique Chumbemune Vásquez (24), fue asesinado a balazos por delincuentes armados que le robaron su moto lineal nueva, en .

El cobarde ataque fue a la 1:15 de la tarde en la calle Coropuna mz. D-13 en el sector de Las Delicias de Villa. El joven llegó a la vivienda y se bajó para abrir la puerta. Allí mismo fue encañonado por un peligroso delincuente armado que lo persiguió hasta el interior de la casa, a donde el muchacho ingresó para tratar de evitar un acto sangriento.

Puede ver: Hampones asaltan a 15 personas en car wash

De nada le valió esta acción, pues fue acribillado por el malhechor, quien no tuvo contemplaciones y le quitó las llaves de la moto lineal de placa 0898-XA color blanco con naranja, y escapó a bordo de dicha unidad. Su cómplice lo esperaba en otra moto y escaparon juntos.

Marco Chumbemune, fue trasladado al hospital Casimiro Ulloa, donde falleció horas después.

Los peritos de criminalística y policías de la comisaría de Mateo Pumacahua, llegaron al lugar y acordonaron la zona. Contaron varios casquillos de bala al interior de la cochera que además perforaron en la sala.

Puede ver: Ingresa a hostales como cliente y asalta empleados

Los detectives de Depincri Chorrillos, se hicieron cargo de las investigaciones.


Asesinan joven para robarle celular


A unos metros de su casa, el joven estudiante en

El jovencito disfrutó un día en familia con sus padres y hermana de 16 años y al caer la noche regresaron a casa en urbanización Santa Isabel de Villa. Conversaron algunos minutos y él salió a la tienda.

A las 8:30 de la noche llegó a la bodega, ubicada entre las calles Los Pinos y San Pedro, y realizó una compra. Dio la vuelta para regresar a su casa cuando fue interceptado por dos delincuentes extranjeros. Le robaron su celular y dispararon un balazo en la nuca. La víctima pedía ayuda a gritos y nadie quiso auxiliarlo.

Los atacantes corrieron, voltearon en la esquina y subieron a un mototaxi azul con puerta y techo blanco. Luego escaparon a toda velocidad.

Flavio Durand, fue trasladado al hospital María Auxiliadora, y 24 horas después, falleció.

“Mi hijo solo fue a comprar y lo asaltaron. Le robaron su celular y encima le dispararon en la nuca. Él era estudioso. Le faltaban unos meses para graduarse en negocios internacionales. Nunca tuvo problemas con nadie. En la comisaría quieren investigar este asalto con muerte como un ajuste de cuentas. Mi hijo no era un pandillero, era un muchacho sano, estudioso”, dijo llorando Rosa Hernández.

Por su parte, el abogado defensor de la familia, Mario Arribas, hizo labores de investigación y consiguió los videos de la fuga de los autores del acto criminal. “Esto es un asalto con consecuencias fatales y la pena sería de cadena perpetua. Pedimos que se investigue como tal y no como un ‘ajuste de cuentas’ como quiere hacer creer la familia. Hemos conseguido los videos de la fuga de los maleantes y pedimos al coronel PNP Víctor Revoredo, jefe de la División de Investigación de Homicidios de Dirincri, que investigue el caso”, refirió el letrado.


También lee: