Los intervenidos fueron llevados a la comisaría de Pachacámac. (Difusión)
Los intervenidos fueron llevados a la comisaría de Pachacámac. (Difusión)

Cerca de 40 personas fueron intervenidas duranteel toque de queda del último fin de semana en el distrito de Pachacámac, tras un operativo del Serenazgo de la Municipalidad de Pachacámac y agentes de la comisaría de Manchay para hacer cumplir las disposiciones por el estado de emergencia ante la pandemia del coronavirus (COVID-19).

Las autoridades intervinieron un complejo deportivo ubicado en la avenida Víctor Malásquez, altura con el paradero Unión. En el interior había unas 18 personas reunidas para jugar un partido de fútbol. Los inspectores de Fiscalización de la comuna multaron a los propietarios con 1 UIT (S/ 4.300) y clausuraron el establecimiento.

De igual forma, se sancionaron bares que abrieron sus puertas y atendían pasada las 10 p.m. en el kilómetro 11 de la carretera camino a Cieneguilla. Varios sujetos no utilizaban siquiera mascarillas ni respetaban el distanciamiento social. También fueron intervenidas personas que se encontraban bebiendo licor en plena vía pública.

Los intervenidos fueron puestos a disposición de la Policía Nacional y tendrán que pagar multas por no cumplir la inmovilización social obligatoria y poner en riesgo la salud de las personas por la actual pandemia de coronavirus.

“Los hospitales han colapsado y lo que nos queda a nosotros es cumplir esta nueva disposición del Gobierno ante la cantidad de casos de contagio que se vienen registrando. Como alcalde de Pachacámac no me va a temblar la mano en cerrar locales que infringen las normas y ponen riesgo la salud de las personas”, indicó el alcalde Elvis Pomez Cano.