Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)

La madre de familia Rosa Angélica Licas Huaroc (27), se había separado hace un mes del padre de su último hijo. Pero le permitió entrar a su casa para visitar al pequeño. Este sujeto aprovechó esto y planeó acabar con su vida. La tarde del martes, llegó al predio con un extraño paquete. Había comprado una soguilla y al ver que ella dormía la estranguló en su precaria casita en el cerro San Cosme, en . El sujeto intentó hacer creer a la policía, y la familia, que la mujer se había suicidado, pero su coartada se vino abajo y terminó descubierto y finalmente atrapado.

LA VICTORIA: Sicarios acribillan hombre de 60 años mientras hablaba por celular

A las 2:20 de la tarde, Jerson García Vargas (31), quien laboraba como pelador de pollos, llegó a la precaria casita en la cuadra 5 del jirón Piura, cerro San Cosme, y mandó al hijo mayor de ella, de 11años, a jugar a la calle, y se quedó con suexpareja, que estaba profundamente dormida, en una pequeña habitación que era utilizada como dormitorio, sala y cocina.

Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó.
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó.
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)

Quiso aparentar suicidio

Ató la soguilla al cuello de su exconvivente, que era confeccionista de ropa, y la ahorcó. Ella intentó defenderse con uñas y dientes. Lo arañó en rostro, cuello y pecho. incluso se le partieron las uñas acrílicas y salieron sus aretes en pleno forcejeo. La habitación quedó completamente desordenada con ropa tirada en el piso y sangre por algunas zonas.

SAN JUAN DE LURIGANCHO: Extorsionadores matan a vigilante de ‘La Cachina’ en vísperas de su cumpleaños
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó.
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó.

Media hora más tarde, el sujeto salió y avisó a los familiares de Rosa Angélica, quienes viven en el primer piso. “Nos dijo que mi sobrina se había suicidado al colgarse del techo y él la bajó. Hasta nos acompañó a llevarla al centro de salud y luego al hospital. Pero no le creímos y llamamos a la policía de San Cosme”, dijo Rosa Licas, tía paterna de la joven.

A las 5 de la tarde, Jerson García, acudió a dicha delegación a poner la denuncia por suicidio de su pareja. Fue interrogado por los policías e insistía en su versión del suicidio de la madre de su hijo. Pero al poco tiempo terminó confesando que la había estrangulado con una soguilla.

Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)
Jerson García (31), estranguló a la madre de su hijo, y pretendió hacer creer que se suicidó. (fotos: Mónica Rochabrum/trome)

“Este sujeto llegó a la comisaría de San Cosme, a poner la denuncia por suicidio y al ser interrogado confesó que la había matado con una soguilla. Tenia ciertas actitudes que hicieron sospechar a la policía y confesó todo. De la comisaría de San Cosme fue trasladado a Depincri La Victoria, por medidas de seguridad, debido a que los familiares de la víctima llegaban a la sede policial e intentaron agredirlo”, dijo el coronel PNP Jorge Barboza, jefe de la División Policial Centro 2.

La joven se dedicaba desde hace dos años a laborar como confeccionista de ropa que ella misma vendía en Gamarra. “Mi sobrina laboraba en Gamarra para una señora y aprendió confección y puso su negocio. Ella hacía las prendas y solita se iba a vender a Gamarra, tenía clientes en provincias. Ese sujeto siempre la maltrató tanto física y psicológicamente, no solo a ella sino que también a su hijito mayor y nunca denunció el hecho. Muchas veces no nos metíamos porque volvían y nuevamente peleaban”, dijo su pariente.


TE PUEDE INTERESAR: