El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)
El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)

El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos y su medio-hermano y amigo quedaron heridos en un terrible ataque a manos de un sicario, en .

La víctima, su hermano Luis Alberto Vertíz Cavero (34) y el amigo de ambos, Jorge Luis Carrión Gómez (33), conversaban frente a la quinta, ubicada en el jirón Mendoza Merino 223. De pronto apareció un sicario por la espalda y le disparó directamente a Jorge Vertíz, quien cayó ensangrentado en el pavimento. Sus dos acompañantes intentaron escapar y también fueron alcanzados por los proyectiles. Todos fueron conducidos al hospital Almenara y Dos de Mayo. Vertiz Villafana, murió poco después.

Puede ver: Persiguen a hombre y lo atacan a balazos en mototaxi
El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos.
El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos.

El pistolero corrió hacia la cuadra 3 de la misma calle y subió a la ‘volada’ a una moto lineal, donde escapó, con su cómplice.

“Mi hermano fabricaba y vendía polos. Era padre soltero y deja tres hijos. Todos los días venía a visitar a mi madre. Era muy trabajador y cariñoso con sus hijos”, dijo Silvia Villafana.

Puede ver: Sicario ataca a balazos a joven en barbería
El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)
El padre de familia Jorge Martín Vertiz Villafana (50), fue asesinado de 12 balazos. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)

La policía investiga un posible ataque de una mafia de construcción civil por una obra de remodelación del parque ‘Los Palomares’.


Discute con amigos y lo atacan a balazos

Instantes después de discutir con desconocidos, el que escapó en una moto lineal, en

El joven padre de familia tuvo una discusión con un sujeto frente al grifo, ubicado entre la avenida Nicolás Arriola y la calle Las Américas. El altercado no pasó a mayores y Paúl Mayta, se fue a continuar sus labores de venta de autos usados a media cuadra del lugar y frente a su vivienda.

A las 11:30 de la mañana, Mayta Vega, conversaba con dos personas cerca de varios autos y un sicario joven se acercó y disparó tres tiros en la cabeza. Todos a corta distancia. Murió instantáneamente ante la mirada aterrorizada de sus compañeros de labores.

El autor del ataque corrió en dirección a la avenida Canadá, subió en una moto y escaparon a toda velocidad. Un amigo venezolano de la víctima corrió para tratar de atrapar a los atacantes y en peligroso individuo le gritó: “¡Coño de tu mad… detente o te mato!”, y el muchacho dejó de seguirlos.

“Esta zona está tomaba por los venezolanos. Paúl era un muchacho trabajador. Hace 10 años se dedica a vender autos usados. Jamás tuvo problema con nadie”, dijeron sus consternados amigos. Sus familiares llegaron al lugar y protagonizaron indescriptibles escenas de dolor.

¡Ya Basta de tantas muertes!”, hermanito te esperaba para almorzar. ¿por qué tiene que pasarnos esto?, si no le hacemos daño a nadie”, se lamentó llorando una de sus hermanas.


También lee: