Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.

¡De Terror!. Minutos de pánico vivieron 10 clientes, siete niños y cuatro empleados al ser víctimas de la delincuencia en una concurrida pollería, en. Tres hampones armados irrumpieron en el local y amenazaron a todos. Les robaron celulares, billeteras y dinero del negocio.

Los delincuentes llegaron a las 9:44 de la noche a la pollería ‘Rocker’, en el asentamiento humano San Fernando mz. G lote 15, en sector de Santa Elizabeth. En solo segundos, encañonaron a todos, incluidos a siete niños que acudieron con sus familiares a comer un pollito a la brasa, y uno a uno los despojaron de pertenencias de valor.

Puede ver: Intervienen a sospechosos por intento de asalto a banco
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum/Trome)

“Entraron dos delincuentes y uno se quedó de ‘campana’ en la puerta. Nos gritaron: “¡Quédense quietos. Esto es un asalto!” Y nos encañonaron a todos. Incluso les apuntaron en la cabeza a los niños y los empujaron hacia el área de los juegos. Luego en una bolsa metieron celulares y billeteras. Uno de ellos se metió a la caja y robó aproximadamente 800 soles. Incluso se robaron el celular con el que se hacen los pedidos por delivery. Todos salieron y escaparon en tres motos lineales rumbo hacia la avenida”, dijo una de las agraviadas.

Puede ver: Exreo ‘Chicho’ cae por asaltar a clientes de bodega
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.
Delincuentes encañonaron padres e hijos para asaltar pollería, en San Juan de Lurigancho.

El acto delictivo fue cometido en menos de 35 segundos y fue grabado por las cámaras de seguridad del negocio. Se indicó que la pollería fue asaltada cuatro veces en menos de un año.

“Pedimos más seguridad en la zona. No pasa patrullero ni serenazgo. A varios negocios los han asaltado en la misma avenida. Exigimos que los policías de la comisaría de Santa Elizabeth patrullen las calles para evitar más asaltos como el que nos ha tocado vivir”, dijo una de las trabajadoras.


Hieren de gravedad a joven barbero en asalto

Cambió su día de descanso sin imaginar que su vida correría peligro a manos de la delincuencia. El joven a, en

Alfredo Guadalupe, estaba echado en una de las sillas de la barbería ‘Washingto´n’, ubicada en avenida San Martín mz. 48 lote 27 en el paradero 3 de Huáscar. A las 11:29 de la mañana, tres muchachos con gorras deportivas ingresaron raudamente y rebuscaron por todo el recinto. Incluso abrieron la puerta del baño para verificar si no había algún cliente.

Se tomaron el tiempo de buscar en cada cajón las máquinas rasuradoras de mayor valor. Incluso sacaron una caja metálica con algunas máquinas y en todo momento amenazaban de muerte al joven barbero, que se quedó inmóvil echado en la silla.

Cuando los tres asaltantes salieron corriendo para escapar, el jovencito se paró y allí mismo fue herido un balazo en el pómulo izquierdo que le comprometió el ojo.

Los asaltantes fueron correteados por el dueño del local y otros comerciantes y en la loca fuga arrojaron la caja metálica. Además a uno de los malhechores se le salió una zapatilla y a pesar de esto lograron huir corriendo.

El agraviado fue trasladado al hospital de Canto Grande. Recién por la tarde fue sometido a una operación para extraerle la bala.

“Mi hijo se había graduado de barbero y soñaba con ser ‘estilista de las estrellas’. Quería especializarse en tintes y laboraba desde hace 8 meses en la barbería. Solo nos queda rezar para que se recupere. Pedimos a la policía que atrapen a esos asaltantes. Mi hijo no quiso evitar el asalto. Solo se levantó de la silla y le dispararon”, dijo consternado Ángel Guadalupe Ulloa, padre de Alfredo.


También lee: