Policías del Escuadrón de Rescate lograron poner a salvo al reciclador Niltón Carlos Carreño Yasila (54), quien cayó al río Rímac desde una altura de 15 metros.
Policías del Escuadrón de Rescate lograron poner a salvo al reciclador Niltón Carlos Carreño Yasila (54), quien cayó al río Rímac desde una altura de 15 metros.

Se salvó de milagro. Policías del Escuadrón de Rescate lograron poner a salvo al reciclador Niltón Carlos Carreño Yasila (54), quien cayó al río Rímac desde una altura de 15 metros cuando reciclaba productos, en .

El trabajador dijo a los policías que siempre recicla objetos a la altura del Malecón de la Amistad, cerca del puente Las Lomas. Esta vez perdió el equilibrio y cayó. Rodó varios metros hasta quedar al costado de desmonte y piedras. Le fue imposible pararse porque sufrió fracturas en las piernas. Transeúntes y testigos del accidente llamaron a la policía y varios equipos llegaron al lugar.

Puede ver: Matan a joven de un balazo frente a sus amigos
Policías del Escuadrón de Rescate lograron poner a salvo al reciclador Niltón Carlos Carreño Yasila (54), quien cayó al río Rímac desde una altura de 15 metros.
Policías del Escuadrón de Rescate lograron poner a salvo al reciclador Niltón Carlos Carreño Yasila (54), quien cayó al río Rímac desde una altura de 15 metros.

Los policías del Escuadrón de Rescate bajaron a la zona y pudieron estabilizar al trabajador. Tras realizar arriesgadas labores de rescate, sacaron al hombre, que tenía serias lesiones en las piernas, y lo subieron a la avenida. Enseguida fue trasladado al hospital Hipólito Unanue, donde quedó internado.

Puede ver: ‘Fideíto’ cae por cuarta vez por cometer robos al paso


Otro hecho en el distrito


Cansados de ser víctimas de la delincuencia y que las autoridades les den la espalda, un grupo de vecinos de la cooperativa de vivienda Santa María, en se han organizado y han amenazado con linchar a los. Esto como medida para frenar la ola de atracos a mano armada que se registran todos los días.

El último violento atraco fue cometido en la calle D cuando una pareja de delincuentes armados bajaron de un mototaxi y encañonaron a una mujer para robarle su celular de alta gama. Ella se resistió y forcejeó durante algunos minutos con los violentos asaltantes, pero estos la arrastraron desde la vereda hasta la pista y continuaron jalándola porque seguía aferrada al aparato telefónico.

Instantes después, los maleantes logran quitarle su celular y en la fuga, hacen un disparo al aire para evitar que sean perseguidos por los vecinos.

Pero no solo se cometió este atraco a plena luz del día, sino que además a un vecino que estaba en la puerta de su casa, los mismos asaltantes, lo encañonaron y robaron su celular y billetera. Luego salen corriendo y suben al mototaxi, que los espera con su cómplice a un lado de la tranquera.


También lee: