El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)
El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)

“¡Rogamos que nos devuelvan los manómetros y vasos humificadores!. Esos aparatitos son indispensables para usar los balones de oxígeno. Solo pedimos que nos devuelvan. Con eso ayudábamos a la gente con el préstamo de balones (para pacientes con Covid-19). Queremos seguir ayudando”, dijo consternado y preocupado el padre Víctor García, quien está a cargo de la parroquia ‘San Marcos’, de donde varios , en .

El párroco contó que los ladrones fueron directamente a la oficina de despacho y no solo robaron las máquinas necesarias para el funcionamiento del balón de oxígeno, sino que también, bolsas con víveres que estaban separadas y ya iban a ser entregadas a las ‘ollas comunes’ de algunos sectores del distrito. “Teníamos bolsas con productos donados que ya iban a ser entregados, y unas cajas de cremas dentales. Los ladrones escucharon una alarma y salieron corriendo, por eso que no pudieron llevarse varias bolsas con productos que hemos encontrado cerca de la puerta principal de la parroquia”, dijo.

TROME - Roban manómetros y víveres a parroquia de SJL y padre hace pedido a delincuentes
TROME - Roban manómetros y víveres a parroquia de SJL y padre hace pedido a delincuentes

MIRA AQUÍ: Delincuentes se meten a parroquia y se llevan accesorios que prestaban para balones de oxígeno de ‘pacientes covid’

Sostuvo que lo único que le interesa es que le devuelvan los manómetros y vasos humificadores. “Necesitamos de eso para seguir ayudando a más gente que necesita un balón de oxígeno. ¡Por favor! Que nos devuelvan los equipos, los necesitamos para seguir ayudando a la gente”.

El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)
El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)
El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)
El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)

En la parroquia ‘San Marcos’, ubicada en la cuadra 16 de la avenida 13 de Enero, en San Juan de Lurigancho, prestan balones de oxígeno a cambio de una suma de dos soles diarios. Para obtener el préstamo deben dejar copia del DNI, receta médica y comprometerse a entregar el bien prestado, una vez que culmine el tratamiento.

El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)
El sacerdote Víctor García Teresa, denunció que delincuentes robaron de la parroquia ‘San Marcos’, 5 manómetros con sus respectivos vasos humificador, aparatos indispensables, para el uso de balones de oxígeno, en San Juan de Lurigancho. (foto: Mónica Rochabrum)

Dicha parroquia ya fue víctima de otros dos robos. Hace seis años, delincuentes robaron un cáliz (copa o vaso que el sacerdote consagra el vino en la eucaristía) y más adelante dos instrumentos musicales del coro.


TAMBIÉN LEE: