Pedro Castillo (Perú Libre) y Keiko Fujimori (Fuerza Popular).
Pedro Castillo (Perú Libre) y Keiko Fujimori (Fuerza Popular).

La segunda vuelta de las , a realizarse el domingo 6 de junio, enfrentará a (Fuerza Popular) y (Perú Libre). Uno de ellos se convertirá en quien dirija los destinos del país en los próximos cinco años.

Tanto Keiko como Castillo acaban de presentar a sus equipos técnicos, que participarán este domingo 23 de mayo en el debate organizado por el Jurado Nacional de Elecciones (JNE). Frente a toda esta situación, el politólogo Javier González-Olaechea analizó las propuestas de ambos candidatos presidenciales.

LEE: Elecciones 2021: Estas son las propuestas en lucha contra la corrupción

Indicó que el plan de Castillo menciona algo que es muy importante y es el acceso a internet como un derecho, propuesta que inicialmente fue presentada por Juntos por el Perú (agrupación que tuvo como aspirante presidencial a Verónika Mendoza).

“Es la única que dice que, así como en los países avanzados, el acceso a Internet debe ser un derecho constitucional y eso es rescatable en un país con tanta asimetría”, dijo.

Respecto a la propuesta de Keiko, manifestó que está es más extensa y más detallada. “El plan de Fuerza Popular es más extenso, lo cual significa más análisis, es más detallado y con una estructura de diez ejes. Tiene data cierta, cita fuentes oficiales sobre información cualitativa y cuantitativa y sobre eso, hay que respetar si a uno le gusta o no”, precisó.

PUNTOS FLOJOS

En cuanto a los puntos flojos, González-Olaechea sostuvo que el plan que Castillo ha presentado es únicamente por los primeros 100 días de posible gobierno, entre los que destaca la creación de un Ministerio de Ciencia y Tecnología para combatir la pandemia del Covid-19.

“Uno no combate esta emergencia creando una institución, sino adecuando lo que hay en emergencia con leyes vigentes”, dijo, al agregar que otro punto débil es el realizar una segunda reforma agraria, la cual podría traer más pobreza.

“El problema es el cómo. En la primera reforma mucha gente empobreció y, como está diseñada, en la práctica va a empobrecer a los más pobres”, remarcó.

De otro lado, indicó que el plan de Keiko tiene dos puntos débiles: la primera es la falta de mención a la naturaleza y al manejo de conflictos sociales y el reconocimiento al derecho de los pueblos originarios.

“Hay omisión sobre la naturaleza y cómo se tratan los conflictos sociales. El país tiene 180 conflictos y una parte de esto está vinculado a la gestión de recursos naturales”, enfatizó. (Con información de RPP)

TAMBIÉN: Elecciones 2021: Próximo gobierno debe realizar nombramientos claves