El régimen del presidente Pedro Castillo sigue estando bajo la lupa.
El régimen del presidente Pedro Castillo sigue estando bajo la lupa.

El analista político Javier Torres señaló que la principal oposición al es el mismo Gobierno, porque uno no ve que haya un equipo que concrete las medidas anunciadas por el presidente , sino problemas al interior del Consejo de Ministros y personas que no están calificadas para el cargo.

“Lo primero es que la principal oposición al Gobierno es el mismo Gobierno. O sea, en eso sí son eficientes, porque su lógica es de oposición, su lógica no es de gobierno, y ese es un viejo problema de la izquierda, es estar generando situaciones de crisis, siempre ha sido confrontacional, siempre ha sido así”, precisó.

LEE: Congreso: Conozca más sobre el dictamen de la ‘cuestión de confianza’

Asimismo, consideró que lo que se observa son cuatro bloques en el Gabinete Ministerial y que por lo menos en tres de estos hay ministros que no se encuentran calificados para los cargos en que han sido designados.

“Tienes el bloque magisterial, que incluso quiere hacer su partido, tienes el bloque Perú Libre, tienes a los amigos y los paisanos del jefe de Estado, que son varios, todos vinculados a la zona norte del país, y tienes además a Juntos por el Perú, con Pedro Francke y los ministros Anahí Durand y Sánchez. Entonces, por momentos aparecen algunos en bloque, por momentos no”, dijo en Ideeleradio.

Torres agregó lo siguiente: “El problema es que, de los cuatro bloques, por lo menos en tres de ellos hay personas que no están calificadas para los cargos que los nombraron. En la mayoría de los casos deberían salir varios ministros. El premier Guido Bellido cree que con tres frases y cuatro bromas puede ser primer ministro, no. Y, de otro lado, en el caso de Perú Libre, también veo que Vladimir Cerrón, por los problemas legales que tiene, también debe estar sintiendo los pasos de la justicia y presiona de alguna manera al Gobierno”.

MARAVÍ VS BELLIDO

Además, sostuvo que hay una confrontación entre el premier Bellido y el ministro de Trabajo y Promoción del Empleo, Iber Maraví. Indicó que el problema ahora es quién dirige la política del Gobierno.

“Y en este momento la confrontación es entre Maraví y Bellido, porque Maraví pechó al primer ministro, y entiendo con la anuencia del presidente Castillo. No es sostenible ninguno de los dos, porque uno (Bellido) ha perdido legitimidad, porque su propio ministro no le reconoce autoridad, y el ministro Maraví, porque con esa actitud, no solo por sus antecedentes porque ese es un tema que se puede discutir hasta la eternidad, pero me parece que por la forma en que está manejando el sector y en que está ventilando los problemas internos de manera pública, tampoco es sostenible como ministro. El problema está allí centralmente”, puntualizó.

TAMBIÉN: Mirtha Vásquez: “Ya debe funcionar comité contra el acoso político dentro del Congreso”