Leopoldo López se pronuncia por las elecciones 2021 del Perú. Foto: César Campos
Leopoldo López se pronuncia por las elecciones 2021 del Perú. Foto: César Campos

POR: JOHNNY VALLE

En otros tiempos y en otras circunstancias, hubiera tenido un arribo a tierras peruanas casi como un héroe. No sería para menos, es

Contra la dictadura, Leopoldo López batalla desde hace 20 años. Su postura inquebrantable le costó persecución, atentados, torturas y un encarcelamiento que duró siete años. Finalmente, el exilio. Es el ejemplo más real de lo que vive un disidente en un país gobernado por el comunismo.

Hoy, Leopoldo López recorre el mundo representando la voz de millones de venezolanos que sufren una crisis económica, política y social sin precedentes.

Es la segunda vez que Leopoldo López pisa Perú. La primera fue hace muchísimos años y lo hizo para escalar un nevado en Huaraz. En esta segunda oportunidad llega para hablar sobre la defensa de la democracia, esa democracia que en Venezuela viene siendo vejada desde 1999, fecha en la que asumió el poder Hugo Chávez.

“Con toda la humildad, de quienes venimos del futuro, cuiden lo que tienen y mejoren su democracia desde adentro y no permitan que, con una propuesta autoritaria, una propuesta que promueve la violencia, la confrontación, la división, se destruya todo un país. La decisión está en sus manos”, dijo al cierre de su presentación en un hotel de la capital.

MIRA: Debate presidencial JNE 2021: Todo lo que ocurrió en la polémica entre Keiko Fujimori y Pedro Castillo

HABLÓ CON TROME

Al terminar su conferencia, el líder opositor y dirigente del partido democrático Voluntad Popular se sentó a conversar con Trome. Le mostramos la edición de nuestro diario del 29 de abril del presente año y dice: “Esto es así, hermano. Esto es así”, mientras señala la foto de una compatriota suya cargando un cartel en el que se lee: ‘Morimos de hambre’.

Señor Leopoldo, ¿por qué más de seis millones de venezolanos están huyendo de su país?

Bueno, hermano, aquí estoy leyendo un . Estos son testimonios de venezolanos que están en Perú o están en cualquier parte de América Latina. Todos ellos tienen un testimonio, una historia que tiene un hilo conductor: tuvieron que salir del país porque no tenían oportunidad. Tenían la certeza de que si se quedaban iban a pasar hambre, no iban a curar a sus enfermos, no iban a poder tener oportunidad de trabajo, de estudio, de crecimiento.

PEOR QUE HAITÍ

Quienes no han tenido la ‘suerte’ de salir de Venezuela, ¿cómo la están pasando?

Muy mal. Venezuela es un país que, según el Fondo Monetario Internacional, es el más pobre en todo el continente americano. Superando, incluso, a Haití. Está por debajo de Haití. 90% de nuestro país está en situación de pobreza. 70% en situación de pobreza extrema. No hay electricidad, no hay agua potable, no hay gasolina, no hay transporte público. Están colapsados los hospitales. Hay total desesperación y, por supuesto, todo eso se conjuga en desesperanza y en agonía de un pueblo que se está muriendo lentamente.

He podido conversar con algunas personas que en su momento fueron cercanas al chavismo, pero ni siquiera ellos la pasaron bien...

En un momento dado, el socialismo del siglo 21 tuvo mayoría, cuando ganaron las elecciones. . Por eso creo que es importante que los peruanos puedan entender que lo que está ocurriendo en Venezuela no está distante. Y que es el mismo modelo. Y que este modelo, de aplicarse en Perú, va a tener los mismos resultados. Y los mismos resultados son: la destrucción de la economía.

Leopoldo López leyó su Trome para estar bien informado de lo que pasa en el Perú.
Leopoldo López leyó su Trome para estar bien informado de lo que pasa en el Perú.

SOCIALISMO DEL SIGLO 21

¿Cuál es ese modelo?

El mismo modelo que llaman (en Venezuela): el socialismo del siglo 21, que plantea la regulación de precios, que plantea la división social en todos los ámbitos, que hace política desde el resentimiento, del odio, de la confrontación, que le hace apología a la violencia, al terrorismo, a grupos de choque. Todo eso que busca cercenar la libertad de expresión, ir asfixiando una a una las distintas libertades que tenemos consagradas en la Constitución… si eso llega a ocurrir en el Perú, pues los resultados van a ser los mismos.

¿Cómo es que Hugo Chávez ‘endulzó’ a los sectores más pobres de Venezuela?

Primero, se creó una ilusión de que las cosas podían cambiar simplemente cambiando a los actores y la Constitución. La gran oferta era hacer una nueva Constitución. Y muchas personas pensaron que, con solo hacer una nueva Constitución, por arte de magia, el país iba a cambiar. Por otro lado, hubo la coincidencia de que durante el periodo de Chávez se dio la bonanza petrolera más grande que hemos tenido en nuestra historia. Y eso creó un espejismo. Y ese espejismo, pues creó una confusión con respecto a cuál era el origen de esa bonanza temporal, algunos lo atribuyeron al modelo económico. Totalmente falso. Tenía que ver con el aumento del precio del petróleo.

¿Cuál es el sueldo mínimo en Venezuela?

2 dólares.

¿Y qué se puede hacer con ese sueldo?

Nada, porque toda la economía está dolarizada. Por eso te hablo de que hay una población en que el 70% está en una pobreza extrema.

Señor Leopoldo, esas imágenes que vemos de compatriotas suyos buscando en la basura, ¿son así de crudas?

Claro. Y se lo puedes preguntar a cualquier venezolano. Te lo habrán dicho mis compatriotas que entrevistaste. Claro que es así de rudo. Y mientras más sales de la ciudad es más cruda y ruda esa realidad de pobreza. Lo que ocurre en Venezuela es que era un país que tenía una clase media sólida, profesional, formada, con oportunidades, con un salario que les generaba estabilidad. Esa clase media se ha venido a la pobreza. Es decir, Venezuela tiene millones de personas que pertenecieron a la clase media y que hoy están en situación de pobreza, lo que genera unos tremendos niveles de frustración.

¿Por qué un país petrolero como Venezuela ahora mismo no tiene energía eléctrica por días o semanas?

Los países se suicidan y en Venezuela colectivamente tomamos decisiones equivocadas sobre quiénes debían dirigir el destino del país y, bueno, se impuso una dictadura.

¿Los sectores pobres fueron los que más creyeron en este modelo?

No, en su momento la primera victoria del chavismo fue por algunos sectores de clase media. Y fueron las primeras víctimas. La revolución se come a sus hijos.

¿Esa realidad podría llegar a Perú?

Yo creo que, si se toman las decisiones equivocadas, sí. Sin duda alguna. Y más rápido.

MIRA: Keiko Fujimori a Pedro Castillo: “La razón por la que su papá político no está en su plancha es porque está sentenciado”

‘MORIMOS DE HAMBRE’

¿Qué paralelos puede hacer?

Mire, el discurso es el mismo. Veo que el candidato (Pedro) Castillo hace apología del modelo de Nicolás Maduro, que dice que en Venezuela hay democracia plena, que hay respeto a los derechos humanos. Siendo eso así, queda claro que el modelo que busca implementar es un modelo similar al modelo de Nicolás Maduro. Y el modelo de Nicolás Maduro es esto que tú tienes en tu primera página del periódico Trome: ‘Morimos de hambre’.

Muchos creen que una dictadura como la de Maduro sería imposible en Perú, pues las Fuerzas Armadas no lo permitirían...

Eso se decía en Venezuela y fíjate dónde estamos. Creo que el mejor antídoto es evitar que ese modelo llegue a gobernar.

Ha pedido a los peruanos que salvemos la democracia, ¿cómo se salva la democracia?

Votando conscientemente, votando por la democracia, votando en contra del socialismo del siglo 21. Y lo digo con respeto porque venimos de haber sufrido las consecuencias, porque hoy hay un millón de venezolanos que están aquí en las calles del Perú y han sufrido las consecuencias.

TORTURADO Y ENCARCELADO

Leopoldo López, pariente lejano del libertador Simón Bolívar, es el rostro más conocido de la oposición venezolana. En 2014 lideró una cadena de protestas contra la dictadura de Nicolás Maduro y al fracasar en su intento de devolverle la democracia a Venezuela, fue encarcelado y condenado a 14 años por daños a la propiedad, incendio y asociación para delinquir.

Pasó tres años en la prisión militar Ramo Verde, en donde fue torturado e impedido de ver a su familia. Luego, en 2017, cumplió arresto domiciliario. En 2019 nuevamente lideró manifestaciones en contra de Maduro. Esta vez, secundado por su ‘discípulo’ Juan Guaidó, parcialmente reconocido como presidente encargado de Venezuela.

Al fracasar las protestas de 2019, Leopoldo López se refugió en la Embajada de España en Caracas. Entonces el gobierno de Maduro le exigió cumplir su condena, pero el país europeo se negó a entregarlo.

En octubre del año pasado, Leopoldo López abandonó Venezuela utilizando rutas clandestinas. Desde entonces radica en Madrid, donde ha iniciado una serie de giras brindando charlas sobre la crisis venezolana. En Perú realizará actividades en Lima y otras ciudades del país.

TE VA A INTERESAR