Pedro Castillo cumple un año al frente del país este jueves 28 de julio. (Foto: Difusión)
Pedro Castillo cumple un año al frente del país este jueves 28 de julio. (Foto: Difusión)

El presidente Pedro Castillo aseveró que la entrega de Bruno Pacheco al Ministerio Público es “satisfactorio” para su Gobierno, pues “evidencia la falsedad” de una protección del Ejecutivo hacia los prófugos de la justicia.

LEE TAMBIÉN: Bruno Pacheco, exsecretario de la Presidencia, se entregó y está en manos de la Fiscalía

“Para mi gobierno es satisfactorio que el señor Bruno Pacheco se haya puesto a disposición de la justicia. Eso evidencia la falsedad sobre la supuesta protección del Ejecutivo, esperamos que se imponga la verdad”, escribió en sus redes sociales.

El mensaje del presidente se da luego de que la fiscal de la Nación, Patricia Benavides, confirmara que el exsecretario de Palacio de Gobierno, Bruno Pacheco, se entregó a las autoridades luego de estar prófugo de la justicia por más de tres meses.

Castillo Terrones hizo referencia en su tuit a las denuncias hechas por el exminsitro del Interior, Mariano González, quien aseveró que había obstruido a la justicia por oponerse a la conformación de un equipo especial de la policía destinada a capturar a las personas prófugas de la justicia.

Siguen estando prófugos el exministro Juan Silva y el sobrino del jefe de Estado, Fray Vásquez, quienes son investigados por supuestos actos de corrupción. Cabe indicar que el propio mandatario Pedro Castillo es investigado por el presunto delito de organización criminal.

Detalles de la entrega de Pacheco

La noche de ayer, fuentes de El Comercio informaron que el exsecretario general de Palacio de Gobierno, Bruno Pacheco, se entregó a las autoridades del Ministerio Público, luego de permanecer prófugo por varios meses.

Su detención se da a consecuencia de una negociación ocurrida durante la semana pasada entre el equipo de Barreto, el grupo especial de la PNP (que dirige el coronel PNP Harvey Colchado) y el exfuncionario de Palacio.

Al exsecretario se le encontraron 20 mil dólares en efectivo en el baño de su oficina en Palacio de Gobierno en noviembre del año pasado