El Ministro de Defensa, Walter Martos, informó este miércoles que se tomarán pruebas rápidas de COVID-19 a 200 comerciantes del Gran Mercado Mayorista de Lima, ubicado en el distrito de Santa Anita. Indicó que de salir positivos la mayoría de negociantes se procederá al cierre del centro de abastos.

“Hoy se están tomando pruebas rápidas a 200 personas que han sido seleccionadas por grupos. Se ha elegido tanto a expendedores como estibadores para ver el nivel de contagio que hay en el mercado", detalló en declaraciones a la prensa.

“Si el nivel de contagio llegara a ser alto, ustedes saben que se tiene que cerrar y en base a un protocolo que ya tienen el Minagri y Produce, se procederá a la desinfección y limpieza del establecimiento”, agregó.

Por su parte, el alcalde de Santa Anita, José Luis Nole, quien también llegó hasta el centro de abastos a supervisar la toma de pruebas rápidas, precisó que su gestión es consciente que el mercado Mayorista de Lima abastece a toda la capital, por lo que aseguró que harán lo posible para evitar que se desabastezca a la ciudad limeña.

El ministro de Defensa estuvo acompañado por el titular del Interior, Gastón Rodríguez, los viceministros del ministerio de Agricultura (Minagri), del ministerio de Producción (Produce) y el alcalde distrital, en la supervisión de pruebas de descarte de COVID-19 a los comerciantes del Gran Mercado Mayorista de Lima.

En paralelo, este miércoles, se vienen realizando pruebas a los comerciantes del centro de abastos Gran Mariscal Ramón Castilla, conocido como ‘Mercado Central’, donde los equipos de respuesta rápida (ERR) realizan 201 pruebas rápidas para descartar el COVID-19.