Perú vs Holanda: En esta clase de partidos uno se da cuenta de quiénes sirven y los que son 'biruteros'

El Bombardero te trae lo ultimito de la pelotita dentro y fuera de la cancha. 

Por: Redacción Trome

Del saque somos carnecita... La firme que un amistoso como el de hoy ante Holanda es buenísimo para el crecimiento de la selección y, sobre todo, para ver en acción a los jóvenes, a los nuevos. Otro roce y nivel de exigencia. En esta clase de partidos uno se da cuenta de quiénes sirven y los que son ‘biruteros’. No importa mucho el resultado, hay que fijarnos en el juego, en la identidad y personalidad del equipo. Esa camiseta naranja tiene historia en los Mundiales, así no haya clasificado a Rusia 2018. Además, cuenta con cracks en las ligas top de Europa. Y lo mejor, nunca retroceden el balón. Son ofensivos netos al mango. Sí, señores...

Así que el fin de semana, ‘Paolín’ estuvo vacilándose de lo lindo en Máncora. Fue a un matrimonio recontraelegante, sin amigos conocidos, ni siquiera el pelado que nadie sabe de qué vive. Eso sí, no se dejó tomar fotos ni con los novios ni con los invitados. Todos en el tono ya estaban advertidos de que no saquen el celular. Curuju...

El ‘Loquito’ y ‘Neka’ se agarraron a puyazos en el Instagram. El arquero publicó que se sentía adolorido y el volante le comentó que en dos años lo iba a ver en silla de ruedas. El santo se arañó y le respondió que no hable porque tiene las rodillas podridas. Y eso que son causas. Nooooooo...

Ya me contaron que ‘Cayo’ está viviendo solito. El más grande ‘partidor’ de nuestra pelotita, parece que perdió todo. Hace dos semanas no visita Maranga y en casa le dijeron que ya no volvía. Ahora duerme abrazado a su almohada. El que se porta mal, termina abandonado. Nada es casual en esta vida. Y no va a ser...

Hay un runrún bravo de que el más grande ronero de La Vicky, y que hace poquito se arrancó al extranjero, se ha reconciliado con la chata que baila en una discoteca ubicada frente a MegaPlaza. Hace meses tuvieron una historia, pelearon, se amistaron y otra vez el zambo ha perdido la cabeza por ella. Fijo que va a gestionar su visa para que lo acompañe. No seas malo... Me voy, soy fuga.