Descubre tu vocación

La Seño María y el fotógrafo Gary conversan sobre la importancia de la orientación vocacional en los estudiantes.

La mayoría de estudiantes no saben que estudiar al final del colegio

Por: Redacción Trome

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por un chaufa de mariscos con crema tártara, rocotito y, para la sed, una chicha morada fresquecita. “María, la mayoría de escolares no sabe qué hacer luego de acabar el colegio. Como desconocen su vocación, ignoran qué deben estudiar. Ante las dudas, muchos terminan por abandonar todo y se ponen a trabajar en lo que sea. Otros, simplemente eligen mal y luego lo lamentan toda la vida, pues no se sienten realizados con una actividad que no los motiva.

Descubrir la verdadera vocación, que es la inclinación o interés hacia una determinada forma de vida o trabajo, es fundamental para elegir bien los estudios que se van a seguir. Los tests vocacionales a cargo de profesionales competentes pueden ayudar bastante. A continuación, algunos consejos de los expertos para descubrir la verdadera vocación:

Identifica la carrera que te gustaría estudiar. Pregúntate cuál es la profesión a la que te gustaría dedicarte. Si se trata de una actividad artística, humanística, relacionada a los números.

Analiza si la carrera que te agrada va con tu estilo de vida. Por ejemplo, si estudias enfermería o medicina, es probable que debas cubrir turnos de noche y trabajar hasta feriados. Si quieres ser militar, deberás vivir en lugares distintos.

Piensa si cuentas con habilidades naturales para esa carrera. Si quieres ser ingeniero, pero no eres muy hábil con los números, tal vez tengas muchas dificultades. Pero si te gusta alguna carrera humanística y te encanta leer y escribir, podrías ir inclinándote por ese lado.

Estudia el mercado laboral. Antes de postular a una carrera, analiza las posibilidades para desempeñarte en esa profesión, así como las condiciones en las que deberás hacer tu trabajo.

Intenta hacer una pasantía. Son de enorme valor para experimentar en la práctica si la carrera que te agrada es realmente lo que quieres hacer.

Elige bien la universidad.
Selecciona algunas y compara los programas académicos que ofrecen, su infraestructura, plana docente y otros aspectos.

Reúnete con consejeros universitarios.
Para elegir bien una casa de estudios muchas veces es necesario conocer a la universidad por dentro. Las personas encargadas de la orientación vocacional en esos centros pueden ser de enorme ayuda.

Conversa con profesionales
de la carrera que te interesa. Te podrán dar una mejor visión de lo que realmente significa esa profesión”. Gary tiene razón. Me voy, cuídense.