Dragon Ball FighterZ: Cuando el anime se vuelve videojuego (y uno que vale la pena probar) [ANÁLISIS]

El esperado videojuego de Dragon Ball, disponible para PS4, Xbox One y PC, salió a la venta hace unos días y ya es considerado como uno de los favoritos dentro de la comunidad de fighting games. Pero, ¿podrá destronar a otros títulos que reinan en este género?

Por: xxxxxx xxxxxxxx

¿Qué sale de la mezcla de uno de los animes más populares de los últimos tiempos, una empresa que ha tenido un auge en las adaptaciones a videojuegos de estas series para las consolas modernas y una desarrolladora que ha revolucionado el género de los fighting games? Pues la respuesta es sencilla: Dragon Ball FighterZ (PlayStation 4, Xbox One y PC), el título más esperado de este 2018 que recién empieza desde que fue anunciado en el E3 del año pasado.

Dragon Ball FighterZ de Bandai Namco es un ‘air dasher’ (nombre con el que se le conoce a los juegos que involucra combos aéreos) en el que los personajes del anime y manga creado por Akira Toriyama se enfrascan en combates a toda velocidad en equipos 3 vs 3, formato que popularizó Capcom con su saga Marvel vs Capcom. Sin embargo, este título se juega de forma completamente distinta ya que sistema de juego es algo que llama la atención a primera vista.

Para empezar, tenemos el sistema de golpes. Con cuatro ataques principales (Ligero, Medio, Fuerte y Ráfaga de ki), los jugadores pueden ingresar secuencias de hasta cuatro botones para encadenar combos simples que se ejecutan con total naturalidad. También está el Super Dash y Dragon Rush, que te acercan al enemigo sin importar en qué parte del escenario esté y ejecuta un comando de más de 25 golpes al conectarse, respectivamente.

Para cargar tus barras de energía, simplemente apreta golpe Ligero y Ráfaga de Ki para empezar a acumular una por una hasta que llegues a siete que es el máximo. Ojo que mientras tu personaje hace esto se encuentra expuesto a los ataques del rival, así que se recomienda usarlo en determinados momentos de la pelea. También se puede acumular energía encadenando combos o recibiendo daño, así que hay que tratar de diseñar bien tu estrategia.

Otro comando novedoso es el Sparking Blast, que te permite por un determinado tiempo cargar tu energía vital y puede equilibrar la balanza a tu favor en medio de un combate. Ojo que solo puedes usar una vez por combate. La teletransportación también es otro movimiento de Dragon Ball FighterZ que te servirá de mucho ya que con el costo de 1 barra de energía, podrás moverte instantáneamente a espaldas del enemigo y golpearlo.

A estos movimientos se les suman los Meteor Attacks, movimientos especiales que dependiendo el botón que se utilice y la cantidad de barras de energía que tengamos disponible ocasionarán un gran daño a tu contrincante. Hay que precisar que todos estos comandos pueden ingresarse en cualquier momento (ya sea en medio de un combo o un Super Dash) y depende de la destreza de cada uno de saber cómo utilizarlos.

Si eres de los que son aficionados a otros géneros de videojuegos pero te llama la atención Dragon Ball FighterZ y quieres empezar a jugar, no te preocupes, ya que este título es apropiado para los jugadores casuales ya que simplemente presionando un mismo botón varias veces, tu personaje realizará un autocombo de hasta 10 golpes o finalizará el mismo con un movimiento especial.

Este aspecto es uno muy importante ya que no necesariamente uno tiene que ser un experto en fighting games para disfrutar de Dragon Ball FighterZ, ya que los jugadores casuales también tienen oportunidad de enfrentarse en (casi) igualdad de condiciones en los combates. Y también sirve de incentivo para estos gamers de meterse al modo entrenamiento y descubrir nuevas formas de ocasionar daño a sus rivales.

Dejando de lado el apartado de combates locales (contra otra persona o la computadora) y un modo Arcade progresivo, cuya dificultad incrementa a medida que derrotamos a nuestros oponentes, Dragon Ball FighterZ también incluye un Modo Historia con un personaje original creado por Akira Toriyama exclusivamente para el juego: la Androide N° 21, que en pocas palabras, es más fuerte que Cell y usa las habilidades de Majin Buu para ganar más poder.

Si bien este modo puede tonarse repetitivo (pese a que la trama está repartido en varios arcos desde el punto de vista de determinados personajes representativos de Dragon Ball), lo que más llama la atención y capta la atención de los jugadores son los guiños a la extensa historia de la icónica saga plasmados en escenas cinemáticas con determinados personajes. Una broma recurrente es el bajo nivel de poder de Yamcha y su muerte a manos de los Saibaman.

Dragon Ball FighterZ está disponible en dos idiomas: inglés y japonés, con el reparto de voces originales de cada doblaje. Muchos criticaron la ausencia de un doblaje en español latino pero escuchar a la talentosa Masako Nozawa (seiyuu de Goku) recitar los diálogos del juego es simplemente soberbio. También destaca la participación de la gran Hiromi Tsuru como Bulma, en uno de sus últimos trabajos antes de su inesperada muerte.

Todo lo antes descrito se complementa con un modo Online que permite al jugador realizar actividades en paralelo mientras busca acceder a una partida igualada (que te da puntos en el ranking con cada triunfo que obtengas) o informal (para pulir tus habilidades sin afectar tu puesto en la clasificación). También está la opción de crear un lobby privado e invitar a hasta ocho amigos para tener varios combates en torneos o combates personales.

En la tienda del juego podremos comprar cápsulas que contienen títulos, stickers, colores y avatares para personalizar nuestras figuras de presentación en el modo Online. Lo bueno es que no hay la necesidad de usar dinero real ya que pueden adquirirse con Zenis, la moneda de Dragon Ball FighterZ (que dicho sea de paso, es genero con el reparto de la misma).

Con los Zenis también podremos obtener a dos personajes adicionales (Goku y Vegeta Super Saiyajin Blue) y completando el modo historia puedes desbloquear a la Androide N° 21, la villana del juego. En tiempos en los que todo parece que se puede comprar es bueno saber que algunos títulos mantienen la esencia de los tiempos antiguos en el que los programadores recompensaban el empeño de los gamers con estas sorpresas.

En la beta abierta de Dragon Ball FighterZ que estuvo disponible días antes del lanzamiento oficial del juego se experimentaron ciertos problemas con los servidores y a la hora de hacer matchmaking con otros rivales, pero estos percances se resolvieron cuando salió a la venta y ahora no toma mucho tiempo encontrar un oponente en el modo Online pero eso sí, hay que estar alerta y aceptar rápidamente las partidas que nos encontremos.

Pero lo que hace a Dragon Ball FighterZ un juego al que vale darle una oportunidad es que es más que un simple título más de fighting games, ya que es una experiencia completamente distinta. En primer lugar, logra traducir lo que sus fanáticos están acostumbrados a ver con detalles y secuencias cinemáticas que homenajean a las páginas del manga y a escenas icónicas de sus episodios de televisión.

¿Quieres revivir el momento en el que Goku se transforma en Super Saiyajin por primera vez al ver morir a Krillin a manos de Freezer o cuando un enfurecido Gohan adolescente alcanza el nivel de Super Saiyajin 2 cuando Cell destruye la cabeza del Androide N° 16 de un pisotón? Pues estos momentos y muchos más pueden ser recreados dentro de Dragon Ball FighterZ cumpliendo ciertos requisitos.

Estas introducciones especiales y finales dramáticos se logran seleccionando a determinados personajes y escenarios, pero también hay algunas con la que los desarrolladores del juego buscan sorprender a los verdaderos fanáticos de Dragon Ball. Una prueba de ello es si Yamcha y Nappa son los últimos personajes en pie en el escenario rocoso y el primero es el que vence al segundo con un ataque fuerte. Inténtenlo y se sorprenderán.

Y como todo buen juego de pelea de Arc System Works, la banda sonora es algo que no puede dejar de mencionarse. Los temas de los escenarios y personajes son simplemente soberbios debido a la mezcla de guitarras eléctricas, tonadas rock y melodías pegajosas que se complementan muy con los combates a toda velocidad y los gráficos alucinantes obtenidos por el motor Unreal Engine 4.

Cabe mencionar que en marzo, se lanzará un DLC especial que incluirá las canciones más emblemáticas de Dragon Ball y se tiene previsto en el transcurso del año el lanzamiento de seis personajes adicionales, aumentando a 30 el roster del juego. Nada mal, ¿verdad? Aún se desconoce quienes serían estos recién llegados pero ni bien sepamos sus identidades se lo haremos saber.

En conclusión, Dragon Ball FighterZ es una buena opción para que los amantes de los fighting games y los jugadores casuales puedan disfrutar de un juego que, a simple vista, se nota que está hecho con cariño. Si bien hay pequeños detalles por mejorar (la posibilidad de desactivar el autocombo planteando dos modos de juego como Guilty Gear o que hayan más formas de asistencia de los compañeros de equipo), pueden estar seguros que estamos frente a un título que se convertirá en el favorito de muchos en los próximos años.

VOLVER A LA PORTADA DE TROME.PE

Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.