'Cuto' Guadalupe cuenta la historia trunca con su padre 'Mingo'. Un relato de vida que es más universal de lo que se cree.
'Cuto' Guadalupe cuenta la historia trunca con su padre 'Mingo'. Un relato de vida que es más universal de lo que se cree.

¡Mi gente! Aquí, . Muchos me llaman, escriben y se han solidarizado conmigo por lo que escribí en mi anterior columna para Trome: la historia de mi padre y la relación trunca con su hijo, conmigo.

LEE MÁS: Cuto escribe: Recuerdos de mi papá Domingo y un sueño que jamás se hizo realidad

¿Qué puedo decir ante las muestras de cariño? Se agradece. Escribo con sinceridad. Relato este pasaje de mi vida poco público como una manera de liberar mis pensamientos, mis temores. Soltar lo que llevo dentro de mí. Sí, no es una usual, una anécdota de camerino, pero yo soy más que eso.

Eso sí, la historia no había concluido. Me había quedado con los rumores de mi barrio y en casa, que mi papá se había ido con otra mujer. Era un niño, no podía entender el tema en su real dimensión.

Bueno, la vida continuaba y los seguimos creciendo pese a las limitaciones económicas, siempre en un hogar humilde y con mucho amor.

Mientras se diluyeron mis esperanzas de volver a ver a mi padre, comencé a dar mis primeros pasos en el fútbol. Mi tío ‘Pocho’, de ‘’, me llevó a jugar en ese equipo. Ahí fueron mis primeros pininos con la pelotita.

LA MALA NOTICIA SOBRE MI PAPÁ

Así fue transcurriendo el tiempo. Hasta que, no sé si un buen día o un mal día, una tía llegó a la casa con la mala noticia que terminó por acabar mis esperanzas de volver a ver a mi viejo.

“Mingo ha muerto, Mingo ha fallecido y lo están velando en Comas, en la casa de su otra mujer”. Esas fueron más o menos sus palabras.

TE VA A INTERESAR | Paolo Guerrero y Fortaleza negocian fichaje con esta polémica cláusula [VIDEO]

Escuchar esas palabras fue muy duro para mí. Tenía 10 años y cada sílaba fue como un latigazo.

En casa, la familia y los amigos, pese a su repentina ausencia en los últimos cinco años, esa noticia sobre la muerte de mi padre nos sumió en una tristeza muy grande. Se podía ver, oler, escuchar. Ese silencio pesado y aplastante.

La felicidad del día a día se secó en un segundo. El llanto y dolor nos embargó a todos sin excepción. Nadie dudó en ir en busca de su cadáver para darle el último adiós.

Para eso mi familia se contactó con mi tío que trabajaba en la Marina, para que nos ayude a conseguir unos buses y poder ir hasta Comas. La gestión dio resultados y se lograron conseguir dos buses en los que nos fuimos todos, familia y amigos, para el velorio.

LA SABIDURÍA DE MI MAMÁ PRINCE

Pese a su ausencia en los últimos cinco años en nuestra casa, el cariño y amor hacia mi padre no había cambiado. En casa mi mamá Prince nunca habló mal de él. Jamás. Razones tenía de sobra para hacerlo, pero ella jamás tuvo rencor en su corazón.

Su alma es tan generosa, que no hay lugar para odiar. Es más, mi mamá es tan angelical que jamás tuvo ira ni nada negativo cuando se enteró que mi papá había tenido otros hijos cuando ya eran pareja. Ella supo manejar la situación con sabiduría.

TE VA A INTERESAR | ‘Puchungo’ Yáñez y el día que recibió puñetes de un bravo en Universitario por querer escaparse

Así es, tengo tres hermanos más aparte de los siete que somos de padre y madre. Es más, ella misma se encargaba de llevar a casa a mis queridos hermanos, en su momento, para conocernos.

Fue de esa manera que conocí a mi hermana Charo, mamá de , y mis hermanos Walter y Gladys. Con esto grafico lo buena que es mi madre Prince. Un amor de gente. Un ejemplo a seguir.

HISTORIAS DE FÚTBOL | Futbolista de la San Martín ganó millonario juicio a Independiente de Avellaneda

Volviendo al tema. Ese día, cuando nos enteramos de la muerta de mi papá ‘Mingo’, toda la familia y amigos vestidos de color negro, o lo más parecido a ese color, trepamos al bus y fuimos en busca del féretro.

Como ya les había contado, siempre lo había soñado de otra manera. No obstante, ese sería el último encuentro con mi papá.

Ya en la casa, en el velorio, lugar que había sido su última morada en los últimos cinco años de su vida, vimos a la señora que era su nueva pareja. Mi madre es una ‘lady’ y nunca generó problemas como muchas veces suelen pasar en estos tipos de situaciones.

LA ÚLTIMA MIRADA A PAPÁ

Desde que ingresamos a la casa, y tomamos asiento, estuve a la expectativa para acercarme al cajón y despedirme de él. Yo, en silencio, había añorado volverlo a ver en mi casa durante cinco años, lo que todo niño desea. Jugar y compartir con él como mis amigos lo hacían con sus papás.

Esa esperanza se había terminado para siempre. Esa historia se acabó y punto.

LEE MÁS: Rinaldo Cruzado vivió ‘infierno’ con Comizzo: “Estaba celoso porque ganaba más que él”

La caminata desde el banco hasta su féretro fue eterna. Al llegar a él y verlo en el cajón no lo pude reconocer. Era él, mi papá ‘Mingo’, pero mis ojos y mi memoria no lo reconocían. La vida y la enfermedad lo habían golpeado tanto al padre que yo había gozado hasta cuando tuve cinco años.

EL TEMA VOLVIÓ EN ‘PERÚ TIENE TALENTO’

La noche del último sábado, en la gran final de , Terco 92, en su magistral presentación, contó un tema que me identificó.

La verdad es que me quebré, me tuve que contener. No sé si se vio en TV, nunca veo los videos en los que aparezco. En parte de la letra del rapero dice:

“No es suficiente ni siquiera pedirte perdón, sé que como padre te debo una explicación, dame la oportunidad de una sola conversación, que solamente Dios es testigo de lo que siento, él sabe lo verdadero que es mi arrepentimiento, perdón por haberte hecho falta tanto tiempo…”.

TE VA A INTERESAR | Hemos hecho un drama donde no hay: Ricardo Gareca se va por la puerta grande y la vida sigue

Esas palabras llegaron a lo más profundo de mi corazón. Fue inevitable relacionarlo con lo que cuento sobre mi papá.

No estoy para juzgar a mi padre, pero me hubiera encantado tener una última conversación con él. ‘Mingo’, un día nos volveremos a encontrar y podremos hablar, otra vez, de padre a hijo, de hijo a padre. Te abrazo, papá.

PS. Muchas gracias a Perú Tiene Talento y a Latina por haberme permitido ser parte del . El fútbol me permitió conocer muchos lugares de nuestro país y del mundo y el programa Perú Tiene Talento me hizo conocer las distintas facetas y talentos de mis hermanos peruanos. Eternamente agradecido con todos. Y jamás olviden que, pese a todo y contra todo, .

MÁS HISTORIAS Y NOTICIAS DE FUTBOLISTAS