Luis Guadalupe en Bélgica recuerda anécdotas de época de jugador  (Foto: Trome)
Luis Guadalupe en Bélgica recuerda anécdotas de época de jugador (Foto: Trome)

Un nuevo día empieza en Bélgica y nuestro amigo Carlos Sergio Lachira, natural de Chosica, nos ofrece un desayuno con su pan calientito baguette con su respectivo queso y su rico café con leche para quedar listos y salir a dar una vuelta por la ciudad. El día pinta bien, nos dice Lachira, mientras ve su celular para confirmar que no lloverá durante el día. Unos minutos después llega, el siempre puntual, Carlos Reyna en su moderno auto. En un abrir y cerrar de ojos ya estamos camino al centro de la ciudad de Amberes.

Más información: Ricardo Gareca vuelve a Perú para debutar con este nuevo trabajo [FOTO]

Mientras nos acercamos a nuestro punto vamos recordando los miles de historias que tenemos por estos lares. Cada uno me hace recordar una nueva anécdota. Ya en el centro de la ciudad, empezamos a recorrer cada punto turístico, pero me llamó la atención volver a recorrer la ruta que hacíamos cuando jugamos junto a Andrés Mendoza, Aldo Olcese y por supuesto con todo el grupo de amigos que hice por estos lares.

LA RUTA DE LAS DISCOTECAS EN AMBERES

Nuestra ruta y lista de salsotecas era así: una vez al mes íbamos al Café Local, un salón de baile, elegante que ponía temas de salsa y merengue que tenía de gerente a un chileno. Luego venía lo bueno: La Bodeguita, ahora cambió de nombre y se llama El Dorado. En ese entonces, los dueños eran chilenos. Ahora ya cambió hasta de dueños.

Guadalupe fue parte de esa genración de jugadores que la rompieron en el fútbol de Bélgica (Foto: Trome)
Guadalupe fue parte de esa genración de jugadores que la rompieron en el fútbol de Bélgica (Foto: Trome)

Luego otro punto de concentración era la salsoteca Cuba Bella, de dueños cubanos. El lugar sigue en el mismo punto tras casi 19 años que entre por última vez a bailar en ese punto. Inolvidable cada faena de baile en estos lares.

El Axxes era un point nuestro para bailar. Tenía una particularidad de día funcionaba de restaurante y de noche se volvía en una salsoteca. La volví a ver y sigue en pie a pesar de haber pasado tantos años. Impresionante.

Otro punto de concentración era La Isla del Sol, pero ya no existe más esa discoteca. Igual suerte corrió Princess Diamond, una salsoteca que funcionaba en un barco. El gerente de ese local era cusqueño. Literal, la salsoteca funcionaba sobre un barco. Ese punto de encuentro tenía un valor agregado a cualquier otra salsoteca, ahí mismo funcionaba un hotel, era una discoteca y hotel. Si se te pasaba la hora, te podías quedar a dormir ahí nomás.

Cuto Guadalupe recorre aquellos lugares nocturnos donde la pasó muy bien (Foto: Trome)
Cuto Guadalupe recorre aquellos lugares nocturnos donde la pasó muy bien (Foto: Trome)
MIRA TAMBIÉN: Cuto, desde Bélgica, rememora su paso por el fútbol europeo: “Me costó muchas lágrimas”

LAS NOCHES DE DISCOTECA CON ANDRÉS MENDOZA Y ALDO OLCESE

Esas discotecas de salsa daban la hora, era tanto el furor que generaba que Andrés Mendoza se venía desde Brugge (Brujas), hacía una hora de viaje en su camioneta o su auto deportivo último modelo.

Aldo Olcese no se quedaba atrás. Mi ‘Nerita’ se venía desde Gent (Gante), realizaba unos 45 minutos de viaje para estar presente en nuestros días libres. Pero la firme que para bailar ahí nomás. Ni fu ni fa, eran maluquitos para bailar. Pero ambos eran un vacilón. La pasábamos muy bien. Los tres éramos furor. La firme, lo digo con humildad, sacaba cara por los tres. Dejaba en alto el nombre del Perú.

Luis Guadalupe en Bélgica recuerda anécdotas de época de jugador  (Foto: Trome)
Luis Guadalupe en Bélgica recuerda anécdotas de época de jugador (Foto: Trome)

Obviamente, los temas que bailábamos eran espectaculares y nos daba vida para seguir con nuestra carrera lejos de nuestra patria y de nuestros seres queridos. Las canciones que bailábamos de los grupos Los Van Van de Cuba de Juan Formell, Después de todo, Sandunguera nos ponía en fa. No se quedaba atrás Paulito F.G., un cubano, un cantante que daba la hora con su tema Te Boté, recordar esos momentos se me vuelve a encender la sangre. La Charanga Habanera tenía lo suyo y también nos hacía disfrutar de cada momento las noches frías en Bélgica.

LA NOCHE QUE ANDRÉS MENDOZA INVITÓ RONDA DE TRAGO

El día avanza y Carlos Reyna junto con Sergio Lachira siguen siendo nuestros guías turísticos para recorrer el centro de la ciudad de Amberes.

Mientras el día acaba les hago recordar la anécdota de mi amigo Andrés Mendoza, genio y figura en Brujas. Acá se tiene la sana costumbre de que cada persona pide una ronda de tragos para el grupo. Al momento de que le tocó a ‘Andlé’ no lo pudo hacer ya que no dominaba el idioma. Me dijo “Cuto, tú pide por mí”. Así lo hice, obviamente el pagó, pero son lujos que solo él se podía dar. Nunca aprendió el idioma, pero con sus goles se volvió en ídolo del Brujas. Lujos que pocos tienen.

Nos vemos el viernes con la segunda edición de .

VIDEO RECOMENDADO


TE PUEDE INTERESAR