Darío Benedetto y Marcos Rojos conversaron en el entretiempo del partido entre Boca y Talleres. Foto: Getty Images.
Darío Benedetto y Marcos Rojos conversaron en el entretiempo del partido entre Boca y Talleres. Foto: Getty Images.

Boca Juniors rompió una mala racha de tres derrotas consecutivas en la Liga Profesional tras vencer (1-0) a Talleres con gol de penal de Marcos Rojos. Sin embargo, los recuerdos de la eliminación a manos de Corinthians en la Copa Libertadores volvieron a estar presentes en La Bombonera por unos momentos.

Darío Benedetto, que erró dos disparos desde los doce pasos ante el ‘Timao’, volvió a fallar otro durante el primer tiempo ante el cuadro de Córdoba. A los 7 minutos, el ‘Pipa’ mandó su remate al travesaño.

No obstante, el futbolista forzó un nuevo penal en la recta final del partido, aunque, en esta oportunidad, Marcos Rojos agarró el balón e infló las redes. Luego del partido, el defensor confesó que durante el entretiempo conversó con su compañero.

En el vestuario le pregunté si es que había otro penal lo quería patear igual, porque él es el encargado. Me dijo que lo pateara yo, porque no estaba del todo bien por el tema de que venía errando. Por suerte lo metí y estoy muy contento por el gol”, señaló a ESPN.

De la misma manera, resaltó el constante apoyo de los fanáticos del ‘Xeneize’. “El hincha de Boca demuestra siempre. En los malos momentos es cuando más alienta y nosotros lo sentimos dentro de la cancha, así que este triunfo es para ellos”, mencionó.

Soy muy feliz estando en Boca. Tomé una decisión muy importante en mi vida al venir, me encanta defender la camiseta de este club y para mí es un privilegio jugar acá”, agregó.