Novak Djokovic se lució en un partido de exhibición en Bosnia. (Foto: Captura)
Novak Djokovic se lució en un partido de exhibición en Bosnia. (Foto: Captura)

La presencia de Novak Djokovic en las canchas de tenis continúa y este miércoles, tres días después de haberse consagrado campeón de Wimbledon, participó en un partido de exhibición en Bosnia. El destacado deportista serbio se presentó en la inauguración de un nuevo centro tenístico en la ciudad de Visoko.

El evento tenía como principal atractivo un choque protagonizado por ‘Nole’ frente a tres oponentes: jugó ante el croata Ivan Dodig, el bosnio Aldin Setkic y el esloveno Aljaz Bedene. La gran expectativa por la aparición del actual número siete del ranking ATP se reflejó en las tribunas, puesto que hubo un lleno total.

Los hinchas presentes se deleitaron con los enfrentamientos, que culminaron con un 7-5 a favor de Djokovic. No obstante, no solo se vivió un espectáculo deportivo, sino que también hubo curiosas escenas realizadas por Novak, con la intención de generar alegría en las gradas.

Precisamente, antes de iniciar la actividad, el 21 veces campeón de Grand Slam se colocó frente a las tribunas y utilizó sus brazos para organizar una ‘ola’. El público no dudó un instante en seguir las instrucciones del serbio.

Después, durante el duelo contra el Aljaz Bedene, ‘Djoker’ realizó un tweener, el popular remate entre las piernas. La acción ocurrió cuando el tenista esloveno hizo un ‘globo’ para evitar un punto en contra, pero a la vez dejó con ventaja a Novak, quien ejecutó la también denominada ‘Gran Willy’ y desató la euforia de un grupo de niños.

Finalmente, Djokovic protagonizó otra escena memorable: ganó la puntuación decisiva ante el croata Ivan Dodig y se acostó sobre el campo. De inmediato, algunos infantes se acercaron a abrazarlo para acompañar el festejo. Sin duda, un grato recuerdo para todos los aficionados que asistieron al evento en Bosnia.


tags relacionadas