Patrice Evra indicó que hay muchos futbolistas gay que tienen que convivir con un ambiente de homofobia. Foto: 20 minutos.
Patrice Evra indicó que hay muchos futbolistas gay que tienen que convivir con un ambiente de homofobia. Foto: 20 minutos.

Luego de su retiro, y en la sociedad en general. Esta vez, el exfutbolista se refirió a los altos niveles de homofobia que aún existen en el balompié internacional.

TE VA A INTERESAR | Perú vs. Liga 1 All-Stars EN VIVO vía FPF Play: 1-0, en directo amistoso de preparación | MINUTO A MINUTO

Evra incluso recordó un pasaje que le tocó vivir mientras estaba en el Manchester United, un momento en el que tuvo que callar a sus compañeros que emitieron comentarios denigrantes.

“Cuando estuve en Inglaterra, trajeron a alguien para hablar con el equipo sobre la homosexualidad. Algunos de mis compañeros dijeron: ‘Va contra mi religión, si hay un homosexual en este vestuario, que se vaya del club’. Y otro tipo de comentarios”, contó en entrevista con Le Parisien.

“Yo jugué con jugadores que eran homosexuales. Cara a cara, se abrieron conmigo porque tienen miedo de hablar de otra manera. Hay al menos dos jugadores por club que son homosexuales. Pero en el mundo del fútbol, si tú lo dices, se acabó”, agregó.

Evra relata que sufrió abusos sexuales en su niñez

contó una de las experiencias más duras de su vida. En entrevista para ‘The Times’, el exseleccionado francés dio un adelanto de su libro ‘I love this game’ en el que, entre otras cosas, .

Cuando tenía 13 años, se hospedaba en casa de uno de sus maestros 3 veces a la semana, algo que aprovechaba el depravado para intentar abusar de él. El exjugador del  contó como el profesor trataba de tocarlo cuando pensaba que estaba dormido, además de empujarlo y golpearlo.

“Se excitaba sexualmente y se tocaba a sí mismo mientras trataba de quitarme la ropa” relató Evra. “Cuando se acababan las clases, cuando me tocaba dormir allí, se me formaba un nudo en el estómago. Después de varios meses, el profesor empezó a cansarse de todo. Yo era un luchador y no cedí. Ni siquiera me preguntó por qué me quería ir: lo sabía”, añadió.

TE VA A INTERESAR