, la influencer argentina y esposa del futbolista del Paris Saint Germain (PSG) Mauro Icardi, se encuentra disfrutando de unas vacaciones en su natal Argentina y lo hace al lado de sus 5 hijos, su madres, hermana y sobrinos.

Ella ha alborotado todo con su presencia, pues también llegó al país sudamericano para presentar su línea de cosméticos.

Wanda Nara no dudó en infiltrarse como trabajadora de tienda de su propia marca de maquillaje. Para ello, la rubia se cambió el tono de cabello, colocándose una peluca oscura, lentes de medida, gorro y polo ancho y de color negro.

La rubia entró a la tienda y solo pocas chicas lograron reconocerla. Ella se tomó foto con sus clientas que no dejaron de darle halagos a la siempre polémica Wanda Nara.


tags relacionadas