Tras el encierro y por comodidad, el smartphone se ha convertido en una de las principales herramientas de compra, además del dispositivo favorito para entrar a las redes sociales.
Tras el encierro y por comodidad, el smartphone se ha convertido en una de las principales herramientas de compra, además del dispositivo favorito para entrar a las redes sociales.

| En el año 2020, cerca de 9 millones de peruanos experimentaron una transacción por internet. Para finales del 2021, la data crecerá 11 millones de peruanos; estima Jaime Montenegro, líder del Área de Tecnologías de la Información y Comercio Electrónico de la Cámara de Comercio de Lima.

Este aumento se debe, en buena medida, a las Pequeñas y Medianas Empresas (PyMEs), las cuales tienen una participación muy importante en estas fechas especiales en las que se convoca y seduce a los consumidores. De hecho, ellas suelen ser un ejemplo del buen manejo de sus modelos digitales, poniendo especial atención en el mayor uso de la omnicanalidad.

Las ventas digitales se dispararon en Latinoamérica más que en el resto del mundo. De acuerdo con , firma de investigación sobre transformación digital, el comercio electrónico aumentó un 63% en 2020 y proyectó un incremento del 26% para el cierre de este año.

La inercia de la omnicanalidad, junto al contexto de transformación constante por el avance digital rumbo a la época de fiestas y la llegada de fin de año, y another -agencia regional independiente de comunicación estratégica- sabe que para las empresas y marcas de cualquier tamaño y sector, es importante cerrar el 2021 con buenos números de ventas y así recibir al nuevo ciclo.

Por esto, Steffy Hochstein, Digital Media Manager de another, comparte cinco tendencias clave para la temporada navideña, tomando como base el uso de nuevas tecnologías online y el aprovechamiento de todos los canales de venta que hoy están disponibles.

Lo híbrido es hoy

La gente busca experiencias diferentes y disruptivas para comprar. Si bien es cierto que quieren volver a las tiendas físicas ya descubrieron las bondades del universo digital. Por lo tanto, es tiempo de adoptar ambos canales, tanto online como offline. De acuerdo con un estudio de Ecommerce Institute, 1 de cada 4 peruanos realiza una compra online con frecuencia semanal, al mismo tiempo que el 50% de la población total genera transacciones con frecuencia promedio mensual. Estas cifras resumen y reflejan cómo tras la pandemia los consumidores se volcaron al ecommerce y hoy les resulta orgánico y eficiente comprar por este canal.

Acondicionar los showrooms físicos y digitales

Si la marca ya ofrece ambos mundos a sus clientes y a sus potenciales consumidores, ¡perfecto! Lo siguiente es convertir ambos espacios en sitios atractivos, ya que es importante que ambos sean atractivos para generar leads. Hochstein aconseja “añadir info de productos, promociones, formas de pago y demás datos que quiten todas las dudas al cliente, ya que más del 50% acude a internet a buscar info antes de hacer una compra”.

Todas las redes sirven para vender

Tras el encierro y por comodidad, el smartphone se ha convertido en una de las principales herramientas de compra, además del dispositivo favorito para entrar a las redes sociales. Hoy, muchas plataformas sociales lanzaron recursos para que los negocios refuercen la venta web con marketplaces, encuestas, vitrinas virtuales, catálogos y más. Es momento de aprovecharlas, son gratuitas y de gran ayuda. Eso sí, cada red tiene su lenguaje (videos, reels, imágenes) Es clave usarlos sabiamente o acudir a profesionales de comunicación estratégica, como another, para que la ejecución sea exitosa.

Sumá influencers y creadores de contenido

Una estrategia digital para potenciar ventas en la época navideña generalmente incluye el impulso de influencers, ya que ellos conectan más fácilmente la experiencia de compra con el entretenimiento a través de publicaciones auténticas, virales y originales que logran un clic mayor (y hasta fidelización) con las personas. Una encuesta de Facebook IQ en 2020, arrojó que el 49% de la gente compraría nuevos productos directamente de vídeos asociados con marcas, celebridades o influencers a quienes siguen.

Mensajes con sentido más humano

La pandemia, el encierro y su impacto en todo el mundo nos hizo entender y entrar más en nuestra naturaleza humana. Hoy, no sólo compramos por comprar o por poseer; muchas personas prefieren consumir marcas comprometidas con causas sociales, sustentables y éticas y, obviamente, los consumidores esperan ver esto reflejado en la publicidad.

Diversidad, inclusión, buenas prácticas ambientales son tres de los pilares más importantes en los mensajes que conectan con la gente, especialmente, las generaciones más jóvenes. Por supuesto que estos deben ir acompañados de acciones que los sustenten y no ser un producto o marca falsa o forzada. De caer en este punto, lo que provoca es la baja de clientes e incluso hasta cancelaciones.

Los modelos comerciales híbridos serán la tendencia del presente y el futuro. Conceptos como e-commerce, delivery, omnicanalidad y otros serán básicos en la planeación de estrategias para temporadas altas como la que se acerca, pero también para mantenerse vigentes en un mercado altamente competitivo.

Te puede interesar: