Al acercarnos a un potencial influencer hay que comprobar la calidad de lo que sube (aunque esto parezca obvio): él será una extensión y voz de la marca, por lo que es importante que comparta la calidad que la compañía representa.
Al acercarnos a un potencial influencer hay que comprobar la calidad de lo que sube (aunque esto parezca obvio): él será una extensión y voz de la marca, por lo que es importante que comparta la calidad que la compañía representa.

| En la actualidad, uno de los pilares fundamentales en las nuevas estrategias de comunicación es el influencer marketing: es muy relevante el impacto que generan en las redes sociales, así como la creatividad y originalidad en la creación de contenidos.

También: Emprendedor: Cinco consejos básicos para alcanzar el éxito en tu emprendimiento digital

Sus características y habilidades son muy diversas, es por ello que en cada campaña donde se activen se debe elegir el perfil indicado. Ya sea por el carisma, la identificación con sus seguidores o el engagement con la marca, entre otros aspectos, lo importante es saber qué tipo de creador hace match con los objetivos de la estrategia.

Con el boom digital, los influencers han adquirido un gran crecimiento y protagonismo en el mundo del social media marketing. Datos del indican que, de más de 240 nuevas agencias enfocadas en Influencer Marketing, la mayoría (59%) admite tener un presupuesto independiente para marketing de contenidos, y el 75% de ellos tiene ahora la intención de dedicar un presupuesto al rubro de influenciadores.

Mayra Alcántara, Influencer Marketing Director de Another, comenta: “Con un enorme abanico de perfiles, las marcas suelen buscar generadores de opinión, bloggers, periodistas, expertos y hasta personajes famosos, dependiendo de cada objetivo proyectado: awareness, generación de leads, etc. Los influencers, gracias a su creatividad y habilidades, son los indicados para recomendar un producto o servicio, generar fidelidad hacia una marca e, incluso, cambiar la conducta y opinión de la audiencia, por eso es fundamental saber a quién elegir y cómo hacerlo.”

Durante los años 2020 y 2021, el gobierno del Perú decretó el aislamiento social obligatorio para evitar la propagación del virus COVID 19. Esto generó que los ciudadanos peruanos estuvieran encerrados en sus hogares con el internet, las redes sociales y sus creadores de contenido como único fin de entretenimiento, lo que llevó a reformar por completo los algoritmos de su rutina y hábitos de consumo.

Según el Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (E) el uso de la red fija aumentó entre un 30% y 42%; mientras que el estudio de Osiptel indica que, a inicios de este año, las redes sociales con mayor crecimiento fueron Youtube (28,71%), Facebook e Instagram (26,03%) y Tik Tok (23,76%). Este 28 de octubre del presente año, Ipsos revela que las 5 redes más usadas en el Perú son Facebook, Whatsapp, Youtube, Instagram y Messenger.

La importancia de establecer los criterios de selección

Lo primero es tener en claro el objetivo de la campaña: sin eso es imposible avanzar en la selección. Una vez que se tiene esa visibilidad, entonces hay que preguntarse “¿Qué es lo que debo tomar en cuenta para tener a los influencers ideales para mi marca?”, “¿Tengo que buscar a los más top o los más famosos?”.

El universo del marketing de influencers es inmenso, y por ello no hay que dejarnos llevar sólo por el número de seguidores que tengan o su background con marcas o productos que se relacionen con lo que quieres presentar. Para ayudarte, another comparte una lista de tips muy efectivos para despejar dudas y tener a los mejores influenciadores en una campaña:

La cantidad importa, pero la calidad de influencia es decisiva

Claro que el número de followers de un influencer puede hablar de su éxito o impacto en el social media, pero no es el único criterio para sumarlo en una campaña. En muchas ocasiones es preferible contar con un influencer que pueda conectar y enganchar de manera genuina en 20 o 30 personas e influir en sus decisiones de compra, que con alguien que tenga mucha más audiencia pero que no llegue a los potenciales consumidores. Aunque si se quiere un gran impacto a largo plazo, lo ideal es recurrir a influencers con gran audiencia social.

Actividad en sus plataformas

Si el influencer no publica con frecuencia, disminuyen las posibilidades de que llegue al máximo engagement con su audiencia. Aunque los números en las redes sean destacables, es importante que sea frecuente con los posteos.

Indispensable, la calidad del contenido

Al acercarnos a un potencial influencer hay que comprobar la calidad de lo que sube (aunque esto parezca obvio): él será una extensión y voz de la marca, por lo que es importante que comparta la calidad que la compañía representa. Comprobar que su redacción sea buena, que no existan errores gramaticales y que, por supuesto, no haya faltas de ortografía. Si no cumplen estos requisitos, pueden perjudicar más que beneficiar la imagen. Las fotos, videos, historias, reels o textos que incluyen pueden ayudar a saber si encajan con la marca.

Compatibilidad con la marca

En el momento de la selección hay que dejar de lado aquellos perfiles que a uno le gustan o que tienen millones de seguidores y poner el foco en si el influencer tiene gusto genuino hacia nuestro producto o servicio, porque así es como va a convertir a un consumidor o un seguidor en un brand lover”, resalta Mayra Alcántara.

La congruencia aquí lo es todo: de nada sirve tener influencers con 100k followers en una red si su audiencia no se alinea con la marca. Antes de hacer la selección, hay que preguntarse: ¿te gustaría que el influencer hable de tu producto?, ¿su presencia social se alinea con las plataformas en las que tu audiencia es más activa? Por ello, mientras más compatibilidad tenga el influencer con la marca, su estilo y su lenguaje, más fácil y mejor será su colaboración en la estrategia.

Pensar en colaboraciones futuras

El influencer perfecto para una marca debe tener este rasgo: tiene que estar abierto a estrechar lazos con la marca y no dejar su relación a un proyecto y nada más. Crear vínculos entre marca, imagen y cliente significa una relación larga y sostenible de trabajo, y cuanto más cercana sea esa conexión, es mejor.

Sin dudas, el éxito de una estrategia con influencers depende de muchos factores, pero la instancia de la selección es el punto crucial. Lo importante es buscar perfiles que posean influencia real y no focalizar solo en la cantidad de seguidores ya que esto no asegura conversión.

Te puede interesar: