Muchos productos de la cosmética convencional resuelven el problema con ingredientes químicos. Pero estos tienen efectos secundarios tales como alergias, enrojecimiento e irritación. Foto: Pexels.
Muchos productos de la cosmética convencional resuelven el problema con ingredientes químicos. Pero estos tienen efectos secundarios tales como alergias, enrojecimiento e irritación. Foto: Pexels.

Todo lo que venga de la naturaleza nos fascina. Llevar un estilo de vida saludable no abarca solamente llevar una dieta equilibrada. El cuidado de la piel también involucra la adopción de productos libres de sustancias dañinas y que además cuiden el medioambiente. Por ello, la cosmética natural lleva algunos años en crecimiento y demanda, mientras cada vez son más las grandes marcas que apuestan por fórmulas a base de ingredientes naturales.

Pero, por otro lado, son más los emprendedores que han encontrado en el mundo de la cosmética natural siempre de forma responsable, no solo una forma de ganarse la vida, sino, además, una alternativa que cumple su tarea sin dañar el organismo.

Este es el caso de Verónica Díaz, creadora de Kunanmi, marca de cosmética natural que empezó con jabones y velas y que hoy ofrece champú, acondicionador, desodorantes, shower gel, bálsamos labiales, tónicos faciales, sales relajantes, productos para hombres, que van desde jabones hasta mousse de afeitar o lociones para después de afeitarse. Por lo tanto, experiencia tiene, y mucha.

“Al hablar de cosmética natural nos referimos a productos para el cuidado de la piel y el cabello que en su formulación incluyen principios activos derivados de las plantas, flores y minerales que respetan tanto el cuidado del medio ambiente como la piel. En el caso de Kunanmi, las pruebas de nuestros productos las hacemos inclusive en nosotros mismos. Nos tomamos muy en serio lo que hacemos con tanto cariño para la gente”, explica Verónica.

Añade que los resultados del uso de productos naturales en el largo plazo, y que los principios activos le dan una mayor regeneración celular a la piel y retrasan los signos del envejecimiento. “Una muestra, por citar un ejemplo, son nuestros jabones de cúrcuma y miel, que reducen las huellas que deja el acné, mejora la textura de la piel y tiene probados resultados en quienes inclusive presentan problemas de rosácea”, explica Verónica.

Sabiendo todo ello, Verónica nos da a conocer cinco beneficios de la cosmética natural que te pueden convencer de aprovecharla al máximo en tu bienestar.

1-Protege al medio ambiente

La fabricación de la cosmética natural no genera desechos químicos que afecten a la naturaleza. Esto porque no utilizan productos derivados del petróleo.

2-Tiene efectos duraderos

No es lo mismo usar un aceite mineral derivado del petróleo que uno de almendras que tiene principios activos. Cuando aplicas un producto lleno de principios activos, la piel reaccionará mucho mejor. Esto porque todos los principios realizan la función específica por la cual se han formulado. Así que, los resultados serán mucho más rápidos y eficaces.

3-No produce problemas secundarios

Muchos productos de la cosmética convencional resuelven el problema con ingredientes químicos. Pero estos tienen efectos secundarios tales como alergias, enrojecimiento e irritación.

4-No obstruye los poros de la piel

Al usar productos naturales la piel los tolera mejor, de esa forma absorbe todo. Además, la cosmética ecológica no obstruye los poros y logra que la piel esté más permeable y activa.

5-Es libre de conservantes

Ya sabrás que lo natural esta libre de conservantes y aromas sintéticos. A su vez, no utiliza aditivos artificiales y es 100 por ciento libre de tóxicos.

Te puede interesar: