Bad Bunny interpretará a un narcotraficante en Narcos: México 3.
Bad Bunny interpretará a un narcotraficante en Narcos: México 3.

La tercera temporada de está por llegar a las pantallas de Netflix con el debut de Benito Antonio Martínez Ocasio, más conocido como que interpretará a un importante personaje en el mundo del narcotráfico.

TAMBIÉN LEE: “EL CARTEL DE LOS SAPOS: EL ORIGEN: CÓMO LUCÍAN EN LA VIDA REAL LOS JEFES DEL CARTEL DE CALI

Esta nueva temporada está ambientada en los años noventa cuando los cárteles de drogas comienzan a ser más reconocidos internacionalmente y tendrán como marco histórico la guerra entre carteles.

En Narcos: México 3 no estará Diego Luna, sin embargo, tendrá la aparición de Alberto Guerra, como Ismael ‘El Mayo’ Zambada, Luisa Rubino, como Andrea Núñez, Luis Gerardo Méndez, como el policía Víctor Tapia y, por supuesto, Bad Bunny como Arturo ‘Kitty’ Páez.

TAMBIÉN LEE: EL DÍA QUE CASI MATAN A JUAN GABRIEL POR BESAR A UN NARCOTRAFICANTE EN UN CONCIERTO PRIVADO

El intérprete de Mía le dará vida a Everardo Arturo Páez Martínez, integrante de los Narcojunior, un grupo delictivo que estuvo al mando del Cartel de Tijuana.

¿QUIÉN ES ‘KITTY’ PÁEZ?

Everardo Arturo Páez Martínez, mejor conocido como ‘Kitty’, era un integrante de los Narcojuniors, una especie de pandilla derivada del cartel de Ramón Arellano Félix.

Una de las cabezas principales del Cartel de Tijuana le había encargado a Páez Martínez encontrar a un grupo de jóvenes adinerados para que se dedicaran a vender droga entre sus conocidos, gente de la clase alta.

A mediados de los años noventa, los Narcojuniors comenzaron a tomar el control de las drogas y llegaron a ser una amenaza para Ramón Arellano Félix, quien decidió asesinarlos.

Bad Bunny interpretará a un narcotraficante en Narcos: México 3. (Instagram)
Bad Bunny interpretará a un narcotraficante en Narcos: México 3. (Instagram)

Los primeros en caer de aquel grupo fueron los hermanos Endir y Henain Meza Castaños, y posteriormente, Gustavo Miranda Santacruz, de quien se desconoce dónde está su cuerpo. El único sobreviviente fue ‘Kitty’.

El entonces joven narcotraficante, de 30 años, fue detenido por la Procuraduría General de la República (PGR) en colaboración con la Agencia Antidrogas estadounidense (DEA, por sus siglas en inglés) el 10 de noviembre de 1997.

Años después, ‘Kitty’ Páez fue extraditado a Estados Unidos donde le dieron hasta 30 años de prisión. Luego, se convirtió en un testigo protegido del FBI.

UNA VIDA DE NARCO

Desde 1984, ‘Kitty’ Páez se dedicó al narcotráfico. En ese periodo realizaba entre cuatro y cinco viajes semanales donde llevaba más de 100 kilos de marihuana de San Diego a Los Ángeles, según un reportaje de Sin Embargo en 2013.

Ese mismo año, el joven conoció a Cornelio Aguayo y fue él quien, en 1985, lo contactó con Ramón Arellano Félix, quien todavía estaba conectado con Miguel Ángel Félix Gallardo.

“Everardo ‘Kitty’ Páez decidía a quién matar. O si quería, este o aquel cristiano podía seguir respirando. Estaba en el Consejo de Jefes. Algo así como el supremo tribunal del Cártel Arellano Félix. Allí juzgaban y sentenciaban. A enemigos y amigos. También negociaban asuntos muy pesados”, escribió el periodista Jesús Blancornelas en el diario Crónica, en 2002.

En una de sus declaraciones, tras convertirse en testigo protegido, contó que en 1989 fue un año complicado para el Cartel de Tijuana y para los hermanos Arellano Félix e Ismael ‘El Mayo’ Zambada (quien nunca ha sido atrapado). Se llegó a planear un atentado contra Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán, aunque solo fue un intento fallido en 1993 en el aeropuerto de Guadalajara.

La guerra de los carteles terminaría con la muerte de Ramón Arellano Félix en 2002, la captura de Benjamín Arellano Félix y con el momentáneo encarcelamiento de ‘El Chapo’ Guzmán, quien ahora purga cadena perpetua en una prisión estadounidense.

TE PUEDE INTERESAR