y su pareja Geraldine Quezada seguirán detenidos hasta que un juez decida si recobran su libertad o pasarán un tiempo tras las rejas tras el , luego que la madre de los hijos del cómico lo denunciara por agredirla físicamente al interior de un hotel.

El cómico y su conviviente fueron trasladados al Poder Judicial de Ica para control de identidad y posteriormente se les realizó otros papeleos. De acuerdo a nuestra corresponsal de Ica, ambos fueron trasladados a la sede de la carceleta de la Policía Judicial de la ciudad.

Ambos se encuentran separados, pero en su traslado a la carceleta, Kike Suero se mostró preocupado y pidió a la prensa que se revise en examen del médico legista, ya que eso demostraría su inocencia.

En tanto, la esposa de Kike Suero manifestó en medio del llanto que es injusto que ella esté pasando esa situación, ya que ella es la agredida.

tags relacionadas