Karla Tarazona se hace tatuaje tras su separación con Rafael Fernández.
Karla Tarazona se hace tatuaje tras su separación con Rafael Fernández.

La conductora de ‘D mañana’, se tatuó una libélula en el brazo y señaló que se lo realizó porque está iniciando una nueva etapa en su vida, además, aclaró que no piensa hacerse otro tatuaje con el símbolo o nombre con alguna pareja, tal como lo hizo en sus anteriores relaciones amorosas.

Me tatué una libélula porque estoy cerrando etapas y abriendo nuevos caminos en mi vida. Mi tatuaje significa fuerza, coraje, éxito y victoria. Soy una mujer de cambios radicales, así que cuando algo para mí muere, muere. Cuento del presente hacia adelante. Mis tatuajes normalmente significan eso, el corte de algo y la continuación de mi vida. Eso es lo que significa la libélula, que nadie puede quitar tu brillo, esperanza, lo mejor y que al final del túnel siempre habrá una linda. Al lado de la libélula, me tatué también tres corazones por mis tres hijos y la frase: ‘Sin mí no son nada’, que es el valor que me doy ahora. Primero yo, segundo yo y tercero yo”, sostuvo Tarazona, quien se realizó sus tatuajes en ‘Danny Tattoo Perú' en Miraflores.

LEE MÁS: Rafael Fernández reacciona al supuesto nuevo amor de Karla Tarazona: “No me quiero meter”

En su momento, comentaste que estabas en una etapa de sanación por tu separación… ¿Se podía decir que actualmente te sientes plena en todas las etapas de tu vida?

Me siento como nueva, ya pasó mi etapa de luto, pero luto para mí, no para otras personas. Estoy tranquila, feliz, la vida continúa, así que hay que seguir. Pa’ lante, como el elefante. Antes que termine el año, para mí.... se cerró todo.

Por cierto, ¿te volverías a tatuar el nombre de alguna pareja?

En su momento lo hice y arrepentida, todavía estoy hasta el día de hoy. Ya aprendí la lección, nunca más lo volví a realizar ni volvería a tatuarme el nombre de una pareja. He entendido que una pareja puede ser un ave de paso, pero mis hijos son para toda la vida, así que todo lo que tengo significa mis pequeños. Después de hacerme la libélula, me tatué tres corazones, que cada uno representa a mis hijos, que son lo más valioso en mi vida.

De otro lado, veo que cada vez hay más química con tu entrenador Marcelo Thompson e incluso lo ayudas a promocionar su línea de ropa…

Cada vez que estoy sola me quieren involucrar con alguien. El día que decida compartir nuevamente mi vida con alguien, lo sabrán porque nunca le cierro las puertas a nada. Marcelo es un gran amigo, compartimos en grupo y no solo en las clases que me da. Promocioné sus fajas y mallas porque es un chico emprendedor, que se ha hecho solo y no depende de nadie, pero sobre todo, no necesita colgarse de alguien. Es un profesional y no necesita tener madrinas o padrinos. Él lo ha demostrado. Yo busco estar con personas que me ayuden a avanzar, que me contagian de su buena vibra y de las ganas de superarse día a día. Siempre con una sonrisa.

¿Solo lo ves como amigo?

Así es. Es un amigo y buena persona, así que no me armen historias.

Continúas enyesada, ¿Cuándo regresas a ‘D mañana’?

El lunes tengo cita con el doctor para ver si me retiran el yeso o no. Mi descanso es hasta el lunes, depende lo que me digan, quizá sigo con el yeso o también me lo pueden retirar para seguir con mi rehabilitación y poder continuar con mis cosas.

TE PUEDE INTERESAR: