Los cambios hormonales durante el climaterio y la menopausia producen resequedad en la zona.
Los cambios hormonales durante el climaterio y la menopausia producen resequedad en la zona.

Con el paso de los años, el esfuerzo físico y los procesos biológicos como el climaterio y la menopausia disminuyen la tonicidad y la lubricación de las partes íntimas y ocasionan alteraciones de forma o incomodidades, incluso para realizar las labores diarias. La menor producción de colágeno a partir de los 30 años, el, los embarazos, los partos y los cambios hormonales de la son factores que debilitan al tejido vaginal.

De acuerdo con la Dra. Rosa Dionicio, ginecóloga de la clínica Urozen, gracias al tratamiento de rejuvenecimiento vaginal, estas alteraciones son corregibles. “Este procedimiento mejora, no solo la estética, sino también las funciones de la zona genital, además, ayuda a reducir problemas ocasionados por los cambios en el tejido del suelo pélvico”.

Más allá de ser un procedimiento estético, el rejuvenecimiento vaginal ayuda a reducir problemas ocasionados por la edad y la pérdida de tonicidad, agrega la especialista. La es un período clave para plantearse una intervención de rejuvenecimiento vaginal, por ello, la especialista brinda cinco beneficios de someterse a este procedimiento:

1- Reduce problemas de incontinencia urinaria. Con este tratamiento, mediante el calor, se consigue la formación de colágeno y elastina que ayudan a tensar la zona y tratar la incontinencia urinaria. Además, se obtiene la contracción de las fibras de colágeno de la mucosa vaginal, con ello se logra la disminución del diámetro y longitud de la vagina.

2- Tonifica el suelo pélvico. Al actuar en la capa de la fascia y mucosa, que forman el llamado suelo pélvico, mediante calor se forma de nuevo el colágeno y la elastina para tensar la zona.

3- Estimula la lubricación y las relaciones sexuales. Los cambios hormonales durante el climaterio y la menopausia producen resequedad en la zona. El tratamiento estimula la producción de colágeno, mejora la lubricación y permite relaciones íntimas más satisfactorias.

4- Corrige deformaciones del canal vaginal. Ayuda al cierre de los ensanchamientos y distensiones producto de la edad, constantes cambios de peso, la menopausia y los partos.

5- Mejora la apariencia. Permite corregir defectos que causan molestias e incomodidad durante actividades cotidianas como hacer deporte o tener relaciones sexuales.

“Además es importante evaluar a la paciente para optar por una terapia de reemplazo hormonal. Por ejemplo, existen tratamientos como los pellets de testosterona, que son del tamaño de un grano de arroz, que se implantan bajo la piel y la hormona se libera de manera constante por un periodo de cuatro a seis meses, ayudando a aliviar los síntomas de la menopausia”, finaliza la Dra. Dionicio.

TE PUEDE INTERESAR