Cinco consejos que cambiarán tu vida

¡Cambia de actitud! Sigue estos sencillos consejos que pueden cambiar tu vida.

cambio de actitud

cambio de actitud

Una vida feliz está relacionada con estados de ánimo positivos y buenos hábitos.

El deseo supremo de todo ser humano es ser feliz, y lograrlo depende de un esfuerzo constante de cada uno de nosotros. Si hasta aquí estás de acuerdo, sigue leyendo estos consejos.

Primero, deja de quejarte de todo. Empieza a mentalizarte que si algo no te gusta es necesario que tomes cartas en el asunto y lo cambies. Uno de los consejos claves es que no te desesperes, esa sensación de queja la tienen muchos, pero muy pocos se atreven a iniciar el cambio. 

El mal humor y la pereza deben quedar fuera de tu cabeza si quieres llevar una vida plena y feliz.  Eso no significa que no los tendrás, seguro que sí, pero la idea es vencer estos malos estados mentales y cambiar de actitud. Reacciona y empieza actuar. Sigue estos consejos:

Haz ejercicio. Practicar alguna actividad física es una disciplina que trae muchos beneficios. Disminuye los niveles de colesterol, controla  tu peso, reduce el estrés, oxigena los tejidos y ayuda, a través del sudor, elimina toxinas. Además, ayuda a segregar endorfinas (sustancias eficaces para aliviar dolores y dan sensación de placer). 

Mejora tu alimentación. Nadie puede ser feliz si se enferma o padece algún mal, por eso pon atención a lo que comes. Destina más tiempo a cada comida y decide de manera inteligente los menús de la semana. Aliméntate balanceadamente, incluyendo frutas, verduras, legumbres, proteína y carbohidratos saludables. Anímate a preparar nuevas recetas y experimenta sabores diferentes.

Desconéctate por momentos del teléfono celular. Parece imposible en estos tiempos de redes sociales y whatsApp, pero trata de concentrarte en actividades que te ayuden a olvidarte de las redes sociales y el chat. Por ejemplo, si vas a un concierto, grita, baila, canta, celebra; no te la pases chateando o mandando fotos. ¡Vive!

Habla con amigos o la gente que quieres. A todos nos gusta que nos escuchen, hazlo. Platica de tus sueños, metas, de los viajes que harás, de tu nuevo trabajo, de los que quieras, pero habla y hazlo cara a cara. Sin celulares ni pantallas de por medio. Rodearse de gente que quieres y te quieren siempre es una buena inyección de felicidad. 

Disfruta lo que haces. Es importante que encuentres sentido a tu trabajo diario, de lo contrario, la frustración te traerá consecuencias anímicas muy destructivas. Recuerda que solo tienes una vida, ¿la quieres vivir trabajando en lo que no te gusta? ¿No? Entonces, busca un trabajo que te anime y te interese. No  tienes que renunciar a tu actual empleo, pero esfuérzate en buscar uno nuevo y provoca el cambio.


Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.