Porentramos en época de reflexión y meditación y el Mindfulness para los especialistas es considerada una práctica que justamente combina estas dos técnicas. Si bien es confundido con el yoga, esta disciplina se basa más en pensar en el “aquí y ahora” y no en el pasado o el futuro.

Diana Gutiérrez, psicóloga y autora del libro El cuadernito de Emilia explica que muchas personas no aprenden a soltar, vivir un duelo, acoplarse a los cambios y viven pendientes del pasado. Esto provoca preguntas del ¿por qué no hice esto o aquello? y muchas veces se llega a caer en , lo mismo con el futuro, que ante la incertidumbre de un mañana ocasiona preocupación y .

La especialista en terapia familiar sistémica sugiere practicarlo con estos 6 consejos:

1.- Respiración controlada y cambiar rutinas

Establezca el como un hábito diario o al menos 3 veces por semana. Puede practicarlo con sus hijos pequeños o incluso con la familia vía zoom. Primero, debe relajarse y sensibilizar sus sentidos. Luego inhalar por la nariz durante 3 segundos, retener otros 3 y exhalar por la boca durante 6 segundos. Otro día hacer series de 5 (inhalar) 5 (retener) y botar el aire (10 segundos).

2.- Busca un espacio tranquilo

Esta práctica, especialmente durante las primeras semanas en las cuáles aún no se domina por completo, es fundamental elegir un entorno sin distracciones y ruidos. Si lo pude hacer en una azotea, un parque donde hay mucha vegetación, pero debidamente protegido, hágalo. Esto ayudará a olvidar obligaciones, responsabilidades y, en general, que nos puedan generar estrés.

3.- Una correcta postura

Algunas personas siempre practican Mindfulness sentadas en la posición del loto, pero esto no es obligatorio. Es recomendable sentarse de un modo que favorezca que la espalda quede recta, ya que de este modo no nos molestarán tensiones musculares innecesarias.

4.- No sienta culpa de tener un tiempo a solas

Adaptarse a lay ser resiliente en casa con el teletrabajo, la educación virtual o los quehaceres del hogar ha generado mucha preocupación. Tomarse un tiempo a solas para esta técnica de relajación de autoayuda y concentración nos va a generar bienestar.

5.- A cualquier hora

Puede practicarlo al amanecer o antes de acostarse. Sugieren comenzar con sesiones más cortas, de no más de diez minutos, para ir aclimatando la mente a las nuevas sensaciones e ir construyendo poco a poco estados mentales de meditación.

6.- Evita padecimientos y controla el carácter

Ante tantas preocupaciones por la pandemia, la crisis económica y otros temas, las personas pueden estar propensas a padecer males crónicos, hipertensión, dolores de cabeza y otras afecciones. “Si se toman un tiempo para su “yo interior” y poder sanarlo mediante el mindfulness hasta el carácter les va cambiar”, menciona la psicóloga.

Tenga en cuenta

-No está mal organizarse en lo que va a hacer en los próximos días, pero angustiarse en que si sale se va a contagiar de la o va a ser despedido antes de hablar con su jefe, le generará mayor estrés.