Busca las distintas opciones que ofrece cada universidad y lee sus mallas curriculares. (Foto: Pexels)
Busca las distintas opciones que ofrece cada universidad y lee sus mallas curriculares. (Foto: Pexels)

Muchas veces, los escolares se sienten confundidos porque no saben cuál es su verdadera vocación y esto puede provocar que se equivoquen al momento de decidir. De acuerdo a cifras del , el 70% de los jóvenes peruanos no sabe qué estudiar una vez que termina el quinto de secundaria. Y otro 40% no la terminan porque decidieron irse a otra universidad o simplemente porque no les gustó.

Edgar Portocarrero, jefe del área preuniversitaria de UTEC, señala que, para evitar caer en esta situación, es importante que los estudiantes tomen una decisión informada y evalúen todas sus opciones. Aquí algunos errores:

  1. Ceder a la presión. Muchas familias tienen la tradición de seguir una sola línea de carrera: abogados, médicos o contadores. Sin embargo, esto no necesariamente es lo mejor para el futuro de un joven. Especialmente hoy, que existe mayor diversidad de carreras, como aquellas ligadas a la tecnología.
  2. Escoger una carrera por moda. Muchos jóvenes optan por carreras que están en tendencia en determinado momento o porque alguien cercano quiere estudiarla. Sin embargo, elegir una profesión es una decisión personal y única, porque no solo tiene que ver con definir qué carrera seguir, sino con la construcción de un proyecto de vida.
  3. Decidir sin entender la carrera. Existen casos de jóvenes que inician una carrera sin tener muy claro su contenido o futuro laboral. Esta decisión se da usualmente por falta de conocimiento, interés o porque se vio obligado a elegir cualquier carrera. Lo mejor es que se tomen el tiempo que necesitan para tomar una buena decisión. El acceso a la información no es un problema hoy; ya que, las casas de estudio publican las mallas curriculares, información y videos sobre sus diferentes programas.
  4. No evaluar distintas opciones. Si bien es positivo estar convencido de una carrera en particular, siempre es buena idea contar con distintas opciones y explorarlas. Al terminar el colegio, los jóvenes están todavía definiendo su personalidad, identidad e intereses. Estos pueden ser múltiples.
  5. No elegir según tus gustos. La empleabilidad y la remuneración son factores para tomar en cuenta al momento de tomar la decisión. Sin embargo, no son los únicos. La vocación debe relacionarse de manera directa con tus deseos, capacidades, intereses y sueños.
  6. Esperar hasta 5º de secundaria. Si bien es una decisión compleja, nunca es muy temprano para empezar el viaje de autoconocimiento que implica elegir una carrera. Conocerte, saber qué quieres en la vida e identificar tus recursos personales son aspectos que te brindarán más claridad sobre tu proyecto de vida. Arriésgate con test vocacionales y organizan ferias de carreras para alumnos desde 3ero de secundaria.

Sepa que

Para seguir ayudando a jóvenes a descubrir su vocación, del 23 al 26 de marzo, UTEC realizará la semana vocacional online ‘UTEC te orienta’ en . Todos los días, a las 7 p.m.