El dolor puede afectar a uno o ambos lados de la cabeza.
El dolor puede afectar a uno o ambos lados de la cabeza.

En algún momento, todos hemos padecido de un fuerte dolor de cabeza, sea por estrés o por una mala noche. Si ese episodio fue insoportable para ti, imagina lo que sufren aquellas personas que padecen de migraña, una enfermedad que produce frecuentes e intensos dolores de cabeza, al punto de incapacitar al paciente.

Se sabe que la migraña es causada por cambios hormonales que provocan tensión en los vasos sanguíneos, sin embargo, un reciente informe de la OMS revela que sus causas también se pueden encontrar en algunos malos hábitos alimenticios. El médico nutriólogo Gerardo Bouroncle Mc. Evoy, lo explica.

COMER MIENTRAS SE TRABAJA

Lo ideal es realizar una actividad a la vez, sobre todo cuando se trata de comer. Pero hay ocasiones en que la carga laboral no te lo permite, por lo que debes exigir a tu cerebro realizar dos cosas al mismo tiempo. Esto, aunque no lo creas, puede causar ciertos niveles de estrés que desencadenan en un cuadro de migraña.

CONSUMO EXCESIVO DE ALCOHOL

Para aquellos que sufren de migraña, las consecuencias del consumo excesivo de alcohol pueden ser aún más fuertes que para los demás. Resulta que estas bebidas están compuestas por etanol, un elemento que causa deshidratación, problemas de oxigenación al cerebro y de circulación. Esto desencadena en tormentosas jaquecas.

El consumo excesivo de bebidas alcohólicas es causa de las migrañas.
El consumo excesivo de bebidas alcohólicas es causa de las migrañas.

COMIDAS RÁPIDAS Y FRÍAS

Este tipo de alimentos genera reacciones negativas a nivel físico y mental, ya que tiene altos niveles de grasa o una cantidad excesiva de preservantes. Además, algunos contienen glutamato monosódico, un componente que puede ocasionar descontroles en los procesos inflamatorios del cuerpo, causando dolorosas migrañas.

Tiene altos niveles de grasa o una cantidad excesiva de preservantes.
Tiene altos niveles de grasa o una cantidad excesiva de preservantes.

ATENCIÓN

Además de los hábitos, existen algunos alimentos que pueden desencadenarla, según el portal ‘Consumer’ de España.

* Chocolate, té y café: Contienen feniletilamina, la cual puede causar que los vasos sanguíneos se alteren y provoquen dolores de cabeza.

* Plátano, palta, tomate y espinaca: Contienen serotonina, una sustancia que aumenta la capacidad sensorial, lo que en algunos casos genera migraña.

* Conservas de pescado y embutidos: Al consumirlas en exceso elevan los niveles de histamina, una sustancia que produce alergias y alteraciones hormonales