Hacerlos durante todo un mes u año, suponen un verdadero reto.
Hacerlos durante todo un mes u año, suponen un verdadero reto.

Si eres de los que dice en que son sencillos de cumplir y que sí funcionan. Como todo objetivo, en este caso ahorrar, se necesita de dedicación y esfuerzo del ahorrador. Empieza por asumir que este es un desafío y todo dependerá de ti.

¿Por qué vas a ahorrar? Establecer una razón o tener una meta de para qué ahorramos ayuda mucho a comprometernos con estos retos. Puede ser para comprar un nuevo celular, para un viaje, para celebrar tu cumpleaños, para lo que sea. Lo importante es tener clara la motivación.

LEE: Tips para gastar menos y ahorrar más

Los retos de ahorro que aquí reunimos, son planes de corto tiempo, es decir que puedes llevar a cabo en una semana, un mes o hasta un año, la verdad es que la duración dependerá de ti. Si te resultan efectivos puedes repetirlos las veces que quieras o mantenerlos el tiempo que sea necesario para lograr ese objetivo que tanto buscas. Ahora sí conoce los dos retos de ahorro fáciles y que sí funcionan.

Moneda elegida

Este reto es para las personas que se les dificulta depositar todos los días el monto exacto en su pozo de ahorro y que no están buscando llegar a un monto determinado, sino que tienen el interés de guardar su dinero y no derrocharlo. Esta propuesta consiste en usar una alcancía para guardar la moneda o billete elegido. Esto quiere decir que deberá elegir qué moneda o billete no gastará. Por ejemplo, si elige la moneda de cinco soles, cada vez que ésta llegue a sus manos debe ser depositada en la alcancía, no puedes gastarla. Puedes elegir hacerlo con los billetes de 10 soles o la moneda de dos soles. Si lo haces por un año, el monto reunido puede sorprenderte.

LEE: Tarjeta de crédito: Poderosas razones para no sacar dinero del plástico

Los sobres

Esta es una propuesta más exigente. En este caso deberá tener 365 sobres de papel, uno por cada día de año, si desea hacerlo por mes o semestral, deberá numerar cada sobre desde el día uno hasta el último día de ahorro. Por ejemplo, si asume el reto de ahorrar por un año, el último sobre sería 365. Luego de tener esto claro, deberá combinar todos los sobre y cada día deberá sacar uno al azar, y según el número que indique deberá introducir el monto de dinero en el sobre y guardarlo. Por ejemplo, si el lunes salió el sobre con el número 56 pues ese es el monto que debe ahorrar, al día siguiente puede salir el sobre con el número 1 o con el 200. Deberá cumplir para llegar a su objetivo.

TE PUEDE INTERESAR: