Una ampolla es consecuencia de un roce repetitivo con el calzado. (Foto: Pexels)
Una ampolla es consecuencia de un roce repetitivo con el calzado. (Foto: Pexels)

Hoy te enseñaremos los para curar ampollas de los pies. Las ampollas en los pies son las más comunes, y suelen presentarse principalmente por el roce repetitivo de la piel contra los zapatos, sobre todo si los estamos estrenando. Pero también puede deberse por hongos como el pie de atleta, que puede producir infecciones.

MÁS INFORMACIÓN: Cómo quitar el hipo usando remedios caseros

Cómo curar ampollas

Si nos ha salido una ampolla, lo mejor es curarla de inmediato, ya que ni siquiera podremos apoyar el pie para caminar. Aunque resulte desagradable, en algunos casos tendremos que hacer un pequeño orificio y drenarlas, es la mejor forma de curarlas, y en cuanto salga el líquido, el alivio será inmediato.

Sigue los siguientes pasos:

  • Abrimos un pequeño orificio con una aguja de coser. Asegúrate de que esté limpia y desinfectada con alcohol. Es doloroso, pero es la mejor forma de drenar la ampolla y que salga el agua.
  • Lavamos bien la zona con jabón, y enjuagamos con agua tibia.
  • Secamos bien con una gasa y aplicamos un desinfectante con yodo.
  • Tapamos la zona con una gasa antiadherente y cubrimos con un esparadrapo de papel, que tiene una mejor transpiración.
  • En caso de que la ampolla tenga un tamaño grande y provoque muchas molestias, podemos colocar un apósito adhesivo.

Para prevenir la aparición de ampollas en los pies, lo más importante es utilizar un calzado adecuado, que es aquel que no nos aprieta ni nos está rozando continuamente, especialmente si tenemos los pies delicados y con más tendencia a la aparición de ampollas.