Ahora vuelve con otra campaña social denominada ‘Héroes Azules’ para llevar un Programa Integral de Capacitación en Tecnologías del Aprendizaje y Conocimiento (TACS) a los docentes.
Ahora vuelve con otra campaña social denominada ‘Héroes Azules’ para llevar un Programa Integral de Capacitación en Tecnologías del Aprendizaje y Conocimiento (TACS) a los docentes.

Con la llegada de la y con ella las , más de 200 mil niños y niñas a nivel nacional no pudieron continuar con su educación en casa, debido a la falta de equipos tecnológicos y servicio de conectividad, entre otros desafíos.

PUEDES REVISAR: Revaloran la identidad peruana con esculturas en forma de ‘tamalito’

En el marco de esta crisis educativa, la asociación Crea+ donó más de 3000 tablets para los estudiantes de zonas vulnerables en Lima, Callao, Chincha, Talara, Cusco, Áncash y Chimbote.

Ahora vuelve con otra campaña social denominada ‘Héroes Azules’ para llevar un Programa Integral de Capacitación en Tecnologías del Aprendizaje y Conocimiento (TACS) a los docentes de estas escuelas con el fin de mejorar la calidad educativa, a través de una propuesta innovadora de educación digital.

MIRA: Familia ofrece el original caldo de gallina en Ate

“Desde Crea+ estamos comprometidos en mejorar la educación integral de mil niñas y niños, somos conscientes de que aún hay muchos desafíos que impiden que continúen sus estudios. Por ello invitamos a las personas a sumarse a este movimiento que busca empoderar la educación de los pequeños sin salir de casa, a través de la donación de talleres que permitan mejorar su calidad educativa”, señala Karen Capaquira, directora general.

Contribuir con esta noble causa es muy sencillo, solo ingresa a la web de Crea+ (), escoge el paquete educativo de tu preferencia o haz una donación libre.

TAMBIÉN PUEDES LEER:

Pastelero hace panes y los reparte a familias humildes

La pandemia hizo que cerrara su escuela de pastelería, al quedarse con muchos ingredientes, decidió usarlos para ayudar a las ollas comunes de Chaclacayo. Conoce su historia.

Decidió preparar panes anticovid -como él los llamaba- para repartirlos en las zonas más vulnerables de Chaclacayo.
Decidió preparar panes anticovid -como él los llamaba- para repartirlos en las zonas más vulnerables de Chaclacayo.

La llegada de la pandemia hizo que Junior Herencia Franco cerrara su escuela de pastelería, pero al tener acumulados paquetes de insumos de panificación, como harina, manteca, levadura y miel, decidió preparar panes anticovid -como él los llamaba- para repartirlos en las zonas más vulnerables de Chaclacayo.

“Vi que muchas personas la estaban pasando mal y decidí apoyar. La primera ayuda que llevé fue a las ollas comunes de las zonas altas de Chaclacayo. Empecé con 150 panes, luego seguí con 300 y un día pude entregar mil panes. No soy una persona adinerada, pero lo que tengo puedo compartirlo con quienes más lo necesitan”, expresa este noble pastelero de 28 años.

CLASES VIRTUALES

Ahora dicta clases virtuales de pastelería saludable, decoración de tortas y bocaditos a través de su página de Facebook ().

“Ya no tenemos ingredientes para preparar los panes que llevábamos a las ollas comunes. Tenemos que parar hasta poder conseguir nuevamente los insumos. Mi objetivo es seguir ayudando a la gente que más lo necesita”, cuenta Herencia, quien intenta reflotar su panadería que por ahora trabaja a “media caña” ofreciendo panes y pasteles.

Si alguien quiere apoyar su causa social, ingresar a la ya mencionada red social.

MÁS INFORMACIÓN: