El papel de cocina es un producto muy utilizado en todas las casas.
El papel de cocina es un producto muy utilizado en todas las casas.

El papel de cocina es un producto muy utilizado en todas las casas. Tiene una serie de usos básicos que te sacarán de apuros, como por ejemplo:

1. Absorbe la grasa de las frituras, como el pollo.

Cubres un plato con una hoja de papel y colocas las presas fritas encima.

2. Ayuda a conservar el pan.

Si quieres que te dure un poco más, envuélvelo en este papel, lo protegerás de la humedad y de la aparición de moho.

3. Absorbe la humedad de las verduras.

Al igual que con el pan, antes de guardar las verduras en la refri envuélvelas en papel de cocina, verás que duran más tiempo frescas.

4. Quitar la grasa del caldo.

Coge un colador, cúbrelo con papel de cocina y vuelca el caldo, así se filtrará y no quedará grasa flotando.

5. Evita que las ollas y sartenes de acero fundido se oxiden.

Cuando las guardes solo debes colocar hojas de papel de cocina entre ellas.

6. Limpia azulejos.

Al cocinar, es probable que algunas gotas de aceite o salsas manchen los azulejos. Si lo haces rápido, puedes eliminar estas manchas con un poco de agua y papel de cocina.

7. Elimina la suciedad de los vidrios.

Gracias a su función absorbente permite que no se queden manchas en el cristal y que, además, se elimine la suciedad.