si te pones la primera dosis de la vacuna y actúas como si no hubiera coronavirus, correrás el mismo riesgo que si no te la hubieras puesto.
si te pones la primera dosis de la vacuna y actúas como si no hubiera coronavirus, correrás el mismo riesgo que si no te la hubieras puesto.

Al día de hoy son varias las personas que han recibido la primera dosis de la y, equivocadamente, creen que pueden hacer su vida como antes de la . No se colocan bien la mascarilla y dejan de lavarse las manos, sin imaginar que están poniendo en riesgo su vida.

LEE: ¿CÓMO SABER SI ESTOY EN EL PADRÓN NACIONAL DE VACUNACIÓN?

La médico especialista en emergencias y desastres, Diana Cabanillas, explica que si te pones la primera dosis de la vacuna y actúas como si no hubiera , correrás el mismo riesgo que si no te la hubieras puesto.

“Para lograr la cantidad de anticuerpos necesarios debemos tener las dos dosis de la vacuna y esperar 3 semanas para tener la protección. Por eso es primordial no bajar la guardia”, advierte.

Es importante señalar que al tener la vacuna no quiere decir que no nos contagiaremos de coronavirus, sino que reduciremos la posibilidad de llegar a una cama UCI y hacer síntomas graves.

“No podemos dejar a un lado las normas básicas. No cometamos los mismos errores del inicio de la pandemia. No acudas a lugares confinados, no te automediques y lávate las manos. Cuida tu salud y la de tu familia”, aconseja.


IMPORTANTE

Si das positivo a coronavirus y no tienes síntomas, entonces aíslate y no te automediques. Pero si presentas dificultad para respirar comunícate con un médico y sigue sus instrucciones.

TE PUEDE INTERESAR: CONSEJOS PARA REFORZAR EL SISTEMA INMUNOLÓGICO DE LOS ABUELITOS ANTES DE RECIBIR LA VACUNA

Ante el proceso de , los adultos mayores deben tener en cuenta algunas recomendaciones para fortalecer su  antes y después de ser inoculados. El médico intensivista de Pharma Solutions, Julio Cano, señala que existen muchos factores, como la mala alimentación y el estrés, que pueden hacer que el sistema inmune de los abuelitos esté debilitado y no sea el adecuado.

“Deben mantener una buena alimentación reforzada con complementos dietéticos, que ayudan a establecer los niveles de los nutrientes”, indica y brinda los siguientes consejos para reforzar el sistema inmunológico:

+ Ejercicio. Realizarlo entre 30 y 60 minutos interdiarios provoca cambios en los anticuerpos y glóbulos blancos, y ayuda a mejorar la inmunidad.

+ Alimentación. Debe ser rica en frutas, verduras y granos enteros, también en grasas saludables.

+ Complementos alimenticios. Que contengan vitaminas, minerales, hierbas, aminoácidos y enzimas.

+ Dormir lo suficiente. Tener un sueño reparador y dormir las horas suficientes reforzará de forma natural el sistema inmune.

MÁS DATOS:

Algunas personas sufren efectos secundarios a la vacuna. Estos incluyen fiebre, fatiga, dolor de cabeza y dolores musculares. Esta reacción es la respuesta del sistema inmunológico de su cuerpo al virus y al desarrollo de su inmunidad.