Con más de 5 mil hectáreas esta reserva es el hábitat de una gran variada de fauna y una muestra representativa de la exuberante vegetación de las lomas costeras. (Foto: Andina)
Con más de 5 mil hectáreas esta reserva es el hábitat de una gran variada de fauna y una muestra representativa de la exuberante vegetación de las lomas costeras. (Foto: Andina)

A tan solo 105 kilómetros al norte de la ciudad de Lima se encuentra una de las áreas naturales más bellas, en la provincia de (región Lima). Se trata de la Reserva Nacional Lachay, que esta semana cumplió 44 años protegiendo la rica biodiversidad de las lomas costeras.

Con más de 5 mil hectáreas esta reserva es el hábitat de una gran variada de fauna y una muestra representativa de la exuberante vegetación de las lomas costeras, que se caracterizan por su abundante humedad que se expresa en la densa neblina que se adueña del paisaje.

El Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp) nos recuerda que este frágil ecosistema es único, por lo que el 21 de junio de 1977 se decidió que sea un área protegida, lo que hace posible conservar una muestra representativa de las lomas costeras y fomentar el aprovechamiento sostenible de estos recursos.

Flora y fauna

Sernanp señala que los especímenes forestales que destacan son la tara, el palillo, el mito, el huarango, los cuales tienen gran capacidad de captación de neblina. Al caminar por estos senderos se pueden contemplar diversas especies de aves y con suerte algunos mamíferos. Entre las aves destacan: el cernícalo, el aguilucho común, el canastero de los cactus, el chorlo del campo, el aguilucho grande, el turtupilín; y especies endémicas de la zona como la perdiz serrana, así como el pampero pico grueso.

Además, se pueden ver tortolitas, pericos, chorlos, picaflores, lechuzas de los arenales y otras aves. En total se han identificado cerca de 60 especies de aves. Entre los mamíferos residentes más representativos se encuentran los roedores como los ratones orejudos y otras especies como el zorro costero y diversas especies de murciélagos. Entre los mamíferos ocasionales encontramos el gato del pajonal.

Sitios arqueológicos

Entre los restos arqueológicos encontrados en el área de la RNL destacan los petroglifos o pinturas ideográficas precolombinas, ubicadas principalmente en el sector norte de la reserva. Se estima que existen más de 40 de estas pinturas en Lachay pero no han sido hasta el momento debidamente estudiadas ni inventariadas. En algunas quebradas de la reserva existen sistemas de terrazas o andenes de piedra que posiblemente sirvieron para el desarrollo de la agricultura de pueblos ahí asentados, según Sernanp.

En su mayoría, los puquiales u ojos de agua se encuentran reforzados con estructuras de piedra, lo que muestra el manejo del agua que practicaban los antiguos pobladores del área.

Actividades

Está área protegida cuenta con una infraestructura para albergar a los visitantes como centro de interpretación, servicios higiénicos, parqueo para automóviles, entre otros. La principal actividad son las caminatas y la observación de aves. Todos los senderos están señalizados lo que facilita el recorrido.

Lomas de Lachay. Para los que gustan de la naturaleza, en el kilómetro 105 de la Panamericana Norte se encuentra esta reserva nacional. El ticket de ingreso tiene un costo de S/ 10 para adultos y S/ 3 para menores, pero si quieres acampar tendrás que hacer un pago único de S/20. (Foto: Shutterstock)
Lomas de Lachay. Para los que gustan de la naturaleza, en el kilómetro 105 de la Panamericana Norte se encuentra esta reserva nacional. El ticket de ingreso tiene un costo de S/ 10 para adultos y S/ 3 para menores, pero si quieres acampar tendrás que hacer un pago único de S/20. (Foto: Shutterstock)

El recorrido por las zonas autorizadas en el área protegida toma alrededor de dos horas. En esta interesante caminata se pueden apreciar los diferentes pisos de la reserva. En la parte opuesta al mar se encuentra una cadena de cerros y en los alrededores algunos cerros abruptos con rocas de caprichosas formas, producto de la erosión del viento y del agua. Estas rocas reciben la humedad a través de la neblina que se condensa en agua que luego discurre hacía las partes más bajas.

Clima

La reserva tiene dos estaciones diferenciadas por las lluvias. De junio a octubre es la estación húmeda y de enero a mayo la estación seca. Sernanp recomienda visitar las lomas en la estación húmeda debido a que en la época seca las áreas están despobladas de vegetación mientras que en época de lluvia se puede apreciar su imponente belleza.

VIDEO RECOMENDADO

Oxapampa: comunidad Tsachopen reabre sus puertas al turismo

Oxapampa: comunidad Tsachopen reabre sus puertas al turismo
Comunidad Tsachopen que había hecho una pausa por la pandemia por coronavirus, sin embargo, han reabierto sus puertas al turismo con nuevas estrategias para atraer más público a conocer a nuestro Perú. (Fuente: Latina TV)