¿Quieres controlar tu ira? Sigue estos consejos

No solo afectas a otras personas, sino también a ti mismo

Salud
Salud
Salud

Es cierto que enojarse, sentir indignación, rabia e impotencia son respuestas normales de los seres humanos frente a situaciones o personas que no toleramos. Estas reacciones responden a un sistema de defensa que no es útil para solucionar ningún tipo de circunstancia. Ante esto te explicamos por qué no debes dejarte llevar por la ira:

- Se deterioran y rompen las relaciones, tanto las afectivas como las sociales y laborales.

- Dices cosas que no crees del todo.

-  Haces cosas de las que después te arrepientes. Algunas de ellas pueden poner en riesgo tu vida o la de otras personas.

-  Actúas como realmente no deseas y agravas la situación.

- Te puedes quedar completamente solo.

-  Te vuelves una persona violenta.

-  Nada se soluciona con agresiones ni gritos.

¿CÓMO CANALIZARLA?

- Identificar lo que te lleva a reaccionar de manera impulsiva.

-  Habla de tus emociones, no las reprimas.

-  Aprende a escuchar sin interrumpir.

-  Cuando sientes que pierdes el control, respira profundo contando hasta 10.

+DATOS

Dejarse llevar por la cólera aumenta la incidencia de problemas físicos importantes, particularmente los relacionados con el sistema cardiovascular.

SABÍAS QUE... 

Cuando frente a un abuso nos defendemos utilizando la ira, lo único que logramos es que la otra persona tome represalias, entrando en un círculo de agresiones.

Ir a portada