Recomendaciones para evitar las infecciones urinarias.
Recomendaciones para evitar las infecciones urinarias.

Las infecciones urinarias se encuentran dentro de las afecciones más comunes en cualquier época del año, sin embargo, durante el verano se registra una mayor incidencia debido a diversos factores de riesgo como las altas temperaturas, el exceso de sudoración o permanecer con la ropa húmeda por un tiempo prolongado.

De acuerdo con el doctor Ibrahín Echeverría de la Clínica Urozen, centro especializado en urología, en la mayoría de los casos las infecciones se producen a partir de una invasión bacteriana proveniente del intestino. Según la zona en la que se desarrolle se tratará de una uretritis, si la infección se ubica en la uretra, o una cistitis si es en la vejiga, señala el especialista.

Si bien las infecciones urinarias son más frecuentes en mujeres que en varones, es importante prevenir este tipo de padecimientos en ambos casos, por ello el especialista nos ofrece seis consejos para evitar estas enfermedades durante el verano:

1. Utilizar ropa interior de algodón. Las bacterias suelen desarrollarse en condiciones de humedad y calor, por ello es recomendable vestir ropa interior de algodón ya que además de ser hipoalergénica facilita una ventilación idónea. La ropa interior de materiales sintéticos como la licra o el nylon suele provocar enrojecimiento en la piel y exceso de sudoración.

2. Tener una buena higiene. Un correcto aseo es esencial para prevenir las infecciones urinarias ya que las bacterias pueden desplazarse desde la zona anal hacia la región genital.

3. Evitar la ropa apretada. La ropa interior ajustada y con costuras marcadas puede causar irritaciones por la fricción entre la tela y la piel, lo ideal es seleccionar prendas íntimas con la talla adecuada y evitar utilizar pantalones apretados.

4. Usar jabones de pH neutro. Los genitales son la parte más delicada del cuerpo por lo que es necesario elegir un jabón que no sea agresivo, no reseque la zona, no irrite y no modifique el pH.

5. Mantener la hidratación. El requerimiento de agua de cada persona varía en relación al peso, edad, temperatura, entre otros. Un balance adecuado entre la hidratación y la pérdida de líquidos es importante para mantener un buen funcionamiento corporal.

6. Evitar postergar la micción. Aguantar la orina un tiempo prolongado puede tener efectos contraproducentes para la salud. Al orinar se expulsa una parte de las bacterias que han logrado ingresar a la uretra o la vejiga, por ello miccionar de forma regular puede prevenir una infección.

DATO

“Presta atención a tu organismo, si detectas que en tus partes íntimas hay un cambio de color, olor, picazón, secreción anormal, entre otros, es importante que acudas inmediatamente al médico especialista para una atención temprana”, finaliza el doctor Echeverría