Una persona con la diabetes controlada puede darse ciertos gustos, como consumir un postre, siempre que no esté endulzada o que se opte por algún sustituto del azúcar tradicional. Foto: iStock.
Una persona con la diabetes controlada puede darse ciertos gustos, como consumir un postre, siempre que no esté endulzada o que se opte por algún sustituto del azúcar tradicional. Foto: iStock.

y las vacaciones de inicio de año suelen realizarse variaciones en el consumo de alimentos, a lo que se suma el aumento o disminución de la actividad física y los cambios en la rutina; todo esto podría generar problemas en el control de los , quienes deben tener en cuenta ciertos cuidados para evitar un incremento abrupto de la glucosa y reducir el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

TE PUEDE INTERESAR: Diabetes: Puede ser controlada si se detecta a tiempo

Para Alberto Quintanilla, médico y endocrinólogo de la Clínica Delgado y especialista en diabetes, el exceso de alimentos o alcohol en estos pacientes podría ocasionar una emergencia por descompensación. “Por ello, es necesario que, además de mantener un estricto control de su enfermedad, presten atención a síntomas que podrían señalar una alteración de la glucosa, como sed u orina excesiva, pérdida de peso rápidamente, picazón en la piel o visión borrosa. Además, en caso de identificar alguna de estas señales, debe acudir inmediatamente al médico”, señala el especialista.

MIRA ESTO: Diabetes tipo 1 en niños: Alerta a los síntomas de esta enfermedad

En esa línea, a continuación el experto brinda algunas recomendaciones que las personas con diabetes deben tener en su estilo de vida:

1. Controlar regularmente la glucosa

Para estos pacientes es necesario conocer el nivel de azúcar de su organismo antes de consumir alimentos y bebidas. Para ello, pueden hacer uso de un glucómetro, herramienta que permite medir el nivel de glucosa en la sangre.

2. Evitar el consumo de azúcar

Una persona con la diabetes controlada puede darse ciertos gustos, como consumir un postre, siempre que no esté endulzada o que se opte por algún sustituto del azúcar tradicional, como la sucralosa o la estevia.

3. Limitar el consumo de alcohol

Debido al efecto diurético que las bebidas alcohólicas tienen, que puede llevar a la deshidratación y, en consecuencia, a la concentración de la glucosa o azúcar en la sangre, se recomienda evitar su consumo o limitarlo en momentos específicos, como un brindis.

4. Llevar una dieta balanceada

Todas las comidas deben incluir proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas y minerales. Y, esencialmente, verduras frescas.

BUEN CONSEJO

De acuerdo con el especialista, seguir estos consejos permitirá que los pacientes disfruten del verano y sus vacaciones sin comprometer su salud. “No es necesario que las personas con diabetes se aíslen. Parte de su terapia también consiste en mantener su salud mental y, para ello, seguir con su día a día y compartir momentos especiales con familiares y amigos es muy importante. Además, estas sugerencias no solo benefician a aquellos con esta patología, sino también al público en general”, indica el endocrinólogo.

Finalmente, Quintanilla resalta la necesidad de que los pacientes sigan sus tratamientos de forma continua y asistan a los controles médicos periódicos, a fin de tener un buen control de la diabetes y se pueda identificar a tiempo cualquier complicación.

MÁS INFORMACIÓN: