La afgana Nadia Ghulam cuenta su experiencia de vida en Afganistán. (Captura de video/YouTube).
La afgana Nadia Ghulam cuenta su experiencia de vida en Afganistán. (Captura de video/YouTube).

Nadia Ghulam, una mujer de , cuenta que tuvo que vestirse de hombre, hacerse pasar por su hermano y empezar a trabajar para poder alimentar a su familia en medio del régimen Talibán, que tomó el control del país a mediados de los años noventa.

¡Suscríbete a nuestro Café de noticias! El newsletter para que te enteres de lo importante antes que nadie, siempre a nuestro estilo

Según informa la cadena , Ghulam cuenta que esta situación la vivió durante su infancia y gran parte de su adolescencia. De muy pequeña no era consciente de lo significaba el régimen Talibán, pero un episodió violento le dejó secuelas y la marcó para toda la vida.

A los 8 años, cayó una bomba en su casa y destruyó todo lo que era Nadia y los sueños de esta niña. Empezó un mal sueño hasta que perdí mi propia identidad”, indicó con mucho pesa Ghulam.

Cuando me levanté del coma y pasó poco tiempo, entró el régimen de Talibanes. Ellos no permitían a las mujeres trabajar, estudiar y salir de casa. En mi caso, tuve que vestirme de chico para poder ir a trabajar y llevar un trozo de pan a mi familia”, agregó.

Bajo el régimen talibán, entre 1996 y 2001, las mujeres fueron por completo excluidas de la vida pública, y las niñas no podían asistir a la escuela, se prohibieron los entretenimientos y se impusieron castigos brutales a quienes no respetasen sus reglas.

Sin embargo, Ghulam resaltó que su madre de pequeña siempre le decía que ore por la paz. “Levanta tus manos, reza para que venga paz al país. Yo no sabía lo que era paz y tampoco era consciente de lo que era guerra. Cuando hablaban de guerra, pensaba que a mí no me iba a tocar, que era más lejos”, profundizó.

Tras la caída de Kabul, los talibanes han afirmado que las mujeres podrán ejercer sus derechos, lo que incluye la educación y el trabajo, y que los medios de comunicación serán libres e independientes.

Inclusive, un funcionario talibán se prestó para una entrevista personal con una periodista de la televisión, en la que insistió sobre este asunto.

Afganas desafían a los talibanes

Algunas mujeres afganas comienzan a desafiar a los talibanes ante el temor de que vuelvan a imponerse las restricciones vigentes durante su anterior régimen, con protestas públicas para exigir a los insurgentes ser incluidas en el Gobierno que está por formarse o su derecho a seguir trabajando.

Cada vez son más las imágenes de mujeres levantando pancartas y alzando consignas en contra de los talibanes en todo el país, un símbolo de la resistencia de periodistas, activistas y trabajadoras que se oponen a retroceder a aquella oscura era de represión.

Un grupo de trabajadoras de oficinas gubernamentales y activistas salió a las calles de Kabul para pedir al movimiento talibán roles en la nueva Administración, así como mantener sus empleos en oficinas estatales, según reportó hoy el canal afgano Tolo.

”El pueblo, el gobierno y cualquier funcionario que vaya a formar un Estado en el futuro no puede ignorar a las mujeres de Afganistán. No renunciaremos a nuestro derecho a la educación, el derecho al trabajo y nuestro derecho a la participación política y social”, dijo al canal de televisión la activista Fariha Esar.

Las manifestaciones han sido reducidas, pero van tomando fuerza a medida que pasan los días.

Con información de AFP y EFE.

VIDEO RECOMENDADO

Bebé afgano es entregado a soldados de EE.UU.
Video muestra el instante en que un bebé afgano es entregado a soldados estadounidenses para que escape de Afganistán